La herencia de la 'duquesa roja' se complica por su boda en el lecho de muerte

  • Se casó con su secretaria dos horas antes de morir.
  • Sus bienes más valiosos están en una Fundación cuya presidencia vitalicia dejó a su secretaria y ahora viuda.
  • Tenía tres hijos con los que pleiteó por diversas propiedades, y en Sanlúcar creen que éstos irán de nuevo a los tribunales.
Luisa Isabel Álvarez de Toledo, duquesa de Medina-Sidonia.
Luisa Isabel Álvarez de Toledo, duquesa de Medina-Sidonia.
20MINUTOS.ES
La valiosa herencia de Luisa Isabel Álvarez de Toledo, duquesa de Medina Sidonia, va a dar que hablar en los próximos meses debido a su matrimonio con su secretaria dos horas antes de morir.

La conocida como duquesa roja, por su defensa de causas nada aristocráticas a lo largo de su vida, falleció el pasado 7 de marzo en su residencia de Sanlúcar de Barrameda (Cádiz), a causa de una neumonía. Tenía 71 años. En el lecho de muerte contrajo matrimonio con su secretaria desde hace 25 años, Liliana María Dahlmann, según se supo esta semana.

Esta mujer de ascendencia alemana fue nombrada en 2005 secretaria vitalicia de la Fundación Casa de Medina-Sidonia, que aglutina casi todos los bienes de la duquesa, sobre todo los valiosísimos documentos históricos, y asume ahora la presidencia vitalicia, según quedó establecido en esa fecha. Pero a la duquesa roja le debió de parecer que no estaba todo bien atado, y acabó casándose con ella.

Según informa hoy El País, la duquesa no se hablaba con sus tres hijos, con los que incluso pleiteaba en los juzgados por cuestiones de propiedad. Ahora lo ha dispuesto todo para que éstos apenas reciban nada de su legado. Casi todo está en la Fundación, y de lo que queda fuera sólo tendrían derecho, además de los títulos nobiliarios, a la legítima, parte de la cual disfrutaría mientras viviese la viuda de la duquesa. Si esto es así, se avecina un litigio por la herencia, según se comenta en Sanlúcar de Barrameda.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento