Carole Middleton
Carole Middleton, en el torneo de Wimbledon en 2017. GTRES

La empresa de organización de fiestas y eventos de la madre de Kate Middleton, Carole, ha empezado a resentirse últimamente, hasta el punto de que ha tenido que hacer recortes en su plantilla.

Según Vanitatis, Party Pieces, la empresa familiar fundada hace más de 30 años por la madre de la duquesa de Cambridge, comenzó a despedir a algunos de sus trabajadores antes de Navidad. En ese caso fueron tres empleados del almacén, a quienes se ha unido recientemente el diseñador web, el relaciones públicas y el responsable de SEO y posicionamiento.

Seis trabajadores menos para una empresa que, según explica en su propia web, contaba hasta hace poco con 40 empleados y está valorada en 30 millones de libras.

Algunos empleados han declarado a medios británicos que la moral de la compañía está por los suelos, hasta el punto de que en diciembre no se colocó ningún árbol de Navidad o adornos festivos en la oficina a pesar de dedicarse, precisamente, a las fiestas.

Desde Party Pieces, la justificación de los despidos ha sido la siguiente: "La estructura de la compañía se está revisando para alinearla con sus objetivos financieros, en consulta con el personal", ha dicho un portavoz a The Sun.

Los altos beneficios que ha reportado durante todo este tiempo esa compañía ha permitido financiar exclusivamente el alto nivel de vida de la familia Middleton, que posee una mansión de siete habitaciones en la localidad inglesa de Bucklebury.