A esa manifestación, que comienza a las 12 horas y discurrirá desde la calle Serrano hasta la Puerta de Alcalá, asistirán también el secretario de Sanidad y alcalde de Guadalajara, Antonio Román, y la secretaria de Familia, Ana Camins, han añadido las mismas fuentes.

En concreto, la Plataforma Sí a la Vida -integrada por más de 500 asociaciones provida- han convocado a los españoles a esta marcha para "levantar la voz" contra el aborto y la "cultura de la muerte" y pedir a todas las formaciones políticas leyes de apoyo a la maternidad en sus programas electorales.

La presidenta de la Federación Española de Asociaciones Provida y coordinadora de la Plataforma, Alicia Latorre, ya dijo hace una semana que no quieren ver banderas de ningún partido en esta manifestación e invitan a los políticos a acudir a título personal. "Nos gustaría que vayan políticos sin banderas, que no tengan miedo a dar la cara por la vida", abundó en una comparecencia pública.

A UN MES DE LAS GENERALES

Esta marcha Provida se produce a poco más de un mes de las elecciones generales del 28 de abril y la presencia del 'número dos' de Pablo Casado en esta convocatoria evidencia la importancia que la nueva cúpula del PP da a este asunto.

De hecho, el líder del PP, Pablo Casado, ha repetido en varias ocasiones que su "compromiso" es volver a la Ley del Aborto de 1985 porque, a su entender, abortar no es un "derecho" y la norma que impulsó el Gobierno de Felipe González contaba "con el acuerdo de los dos grandes partidos" y la "aceptación" de la "mayoría de la sociedad".

Aunque 'Génova' se había mostrado partidaria hace una semanas de aparcar el tema del aborto y la exhumación de Franco, dos temas que a su juicio quiere colocar la izquierda en el centro de la campaña, finalmente la dirección del PP ha decidido enviar una amplia delegación a esta manifestación contra el aborto.

LEY DE MATERNIDAD

Hace un par de semanas, un día después del Día Internacional de la Mujer, Casado anunció en Murcia que si gana las elecciones aprobará una Ley de Apoyo a la Maternidad que apoye a las mujeres para que decidan "libremente" ser madres.

El PP, que pone el acento en el "invierno demográfico" y el descenso de la natalidad, considera que es necesario que las instituciones "pongan recursos a favor de quien decide seguir adelante con el embarazo libremente para que se encuentren con medidas sociales a su disposición".

Por eso, Casado ha prometido "mantener e incrementar" medidas que favorezcan esa decisión, como la desgravación de 1.200 euros por hijo, las ayudas a madres "que están solas", el abaratamiento de los precios del alquiler, además de su apuesta "para que las barreras que tienen las mujeres no se incrementen cuando deciden ser madres".

Sin embargo, su propuesta de ley de maternidad no estuvo exenta de polémica al incluir que una mujer en situación irregular en España no será expulsada del país durante el periodo de embarazo en el caso de que haya decidido dar a su bebé en adopción.

Ante la lluvia de críticas de otros partidos, la vicesecretaria de Política Social, Cuca Gamarra, recalcó que su propuesta sobre inmigrantes en situación irregular va dirigida a mujeres que "se pueden encontrar en una situación límite" y "quieren dar al niño en adopción".

Según explicó, se garantiza la confidencialidad en los datos y en el procedimiento, de forma que ese paso no suponga en ningún caso el inicio de un expediente de expulsión para la madre. El objetivo, prosiguió, es dar "protección y garantía" a esa madre que puede sentir "miedo" ante su decisión "libre y personal" de dar a su bebé en adopción.