En concreto, el BOR ha publicado este lunes la convocatoria de la carrera profesional de la Administración General de la Comunidad Autónoma de La Rioja para los ejercicios 2018 y 2019, para valorar la actitud de los empleados públicos y que se basa en los principios de igualdad, objetividad y transparencia.

Son varios los aspectos que recoge la carrera profesional y que valora los méritos de los empleados públicos, incluidos los interinos, para alcanzar este concepto retributivo que se consiguió en 2017, "tras muchas movilizaciones y duras e intensas negociaciones por parte de los sindicatos con CSIF al frente".

No obstante, CSIF "sigue reclamando a la Administración regional que dote a la carrera profesional de un presupuesto suficiente, ya que hasta ahora sólo alcanza al 50% del primer grado".

A partir hoy, los empleados públicos de la Administración riojana ya pueden acceder a la carrera profesional, debiendo pasar por un proceso de evaluación de su rendimiento. "No es el caso de los docentes y trabajadores de la Universidad de La Rioja (UR) quienes todavía no conocen los requisitos necesarios para su valoración".

"La razón de esta discriminación que sufren los casi 4.000 docente riojanos, se encuentra en que, a día de hoy, no se conocen las condiciones que deben cumplir estos profesionales para poder optar a este concepto retributivo", explican desde CSIF.

"No es esta la única discriminación que sufren nuestros docentes, que ven como la Consejería de Educación no tiene problemas para conseguir fondos para equiparar salarios con la educación concertada mientras escatima recursos para la educación pública".

Por ello, CSIF sigue exigiendo "la convocatoria urgente de la Mesa Sectorial de Educación para determinar las condiciones que permitan el abono de la carrera profesional de los docentes riojanos y acabar con dicho retraso injustificado y este agravio comparativo".

Consulta aquí más noticias de La Rioja.