El padre de Julen, José Rosello
El padre de Julen, José Rosello ÁLEX ZEA/EUROPA PRESS

A poco más de un mes de que encontraran el cuerpo sin vida de Julen, su padre, José, ha concedido una entrevista en la que asegura que no se cree la teoría de que la piqueta utilizada en las primeras horas tras las caída del niño al pozo pudo causarle la muerte. "Este informe yo no me lo creo. La piqueta yo no sabía ni que se había utilizado".

En una entrevista a Antena 3 en el barrio de El Palo de Málaga, donde reside la familia, José asegura que él y su mujer salen muy poco da casa, porque cuando oyen "una voz de niño" se les cae "el alma al suelo".

El padre de Julen reconoce que están devastados. "Mi mujer estuvo en el psicólogo porque está... qué quieres que te diga. Que tengo miedo. Ya habíamos ido al psicólogo por Oliver y ahora otra vez", ha asegurado.

Pregungado por si se sintió arropado en las primeras horas del rescate, debido a las críticas que hizo entonces, José ha insistido en que no tiene "nada en contra de los equipos de rescate que han trabajado allá arriba, sin comer ni dormir".

Más crítico se muestra con el informe aportado a la causa por el abogado del dueño del terreno donde se hizo el pozo.

"Este informe yo no me lo creo. La piqueta yo no sabía ni que se había utilizado. Para que tú veas lo que nosotros hemos estado informados allá arriba. Ojalá no sea verdad eso, porque si es verdad, apaga y vámonos. Porque siempre nos dijeron que trabajaban con la posibilidad de que Julen estuviera vivo", ha asegurado.

El Juzgado de Instrucción número 9 de Málaga ha rechazado todas las pruebas solicitadas por la defensa del dueño de la finca de Totalán (Málaga) donde está el pozo en el que murió Julen el pasado 13 de enero, que había presentado un informe que hacía presumir que el pequeño de dos años pudo morir durante las labores de rescate. La jueza considera que dichas pruebas "no se consideran pertinentes en este estado del procedimiento a fines de la investigación".

El dueño, que es el marido de la prima del padre de Julen, ha recurrido esta decisión de la jueza de no investigar la piqueta.

Sobre las contradicciones entre las versiones de David, el dueño del terreno, y del pocero, que asegura que dejó bien tapado el agujero, José lo deja en manos de la Justicia: "Si han hecho las cosas malamente pues para eso están los jueces". "Lo que tenga que pasar que pase, pero realmente nadie quería que ocurriera esto. Yo lo que sé es que tengo dos ángeles en el cielo. Los dos están orgullosísimos porque he vivido por y para ellos", ha recalcado.

También ha reconocido que se sintió utilizado por algunos cargos públicos y políticos. "Algunos políticos vinieron a hacerse la foto. Era muy duro tener que salir a hacerse la foto con tal o cual político. El único partido que acudió sin cámaras fue Vox. Eran las doce de la noche y llovía a mares", ha añadido.

Consulta aquí más noticias de Málaga.