El controvertido documental de HBO Leaving Neverland, en el que se dibuja a Michael Jackson como "depredador sexual y pederasta", está teniendo multitud de consecuancias: radios de todo el mundo están vetando su música, los herederos han entrado en guerra contra el canal, los fans conmocionados no saben qué pensar... y aún menos los que conocieron a la estrella del pop.

El último efecto de esta polémica cinta ha sido la retirada de circulación de uno de los episodios más míticos de Los Simpson, Papá, loco de atar, un episodio de 1991 en el que Homer conocía en un centro de salud mental a un tipo enorme, Leon Kompowsky, que se creía Michael Jackson y que, efectivamente, estaba doblado por el intérprete de thriller.

El capítulo irá desapareciendo progresivamente de las plataformas de streaming y emisiones regulares de los diferentes países a medida que caduquen los contratos actuales, tal y como cuentan en Variety.

"Este fue un episodio diferente, un tesoro. Hay muchos buenos recuerdos vinculados a él, pero esto [lo que se relata en el documental] ciertamente no les permite permanecer", ha dicho James L. Brooks, productor ejecutivo de Los Simpson. "Estoy en contra de la quema de libros de cualquier tipo. Pero este es nuestro libro, y se nos permite sacar un capítulo", ha añadido.