Aeropuerto de Tenerife Sur
Aeropuerto de Tenerife Sur CEDIDA POR EL CABILDO - Archivo

La nueva área terminal, junto a la puesta en servicio de la T2, proporcionará 14.000 metros cuadrados más de superficie útil, aumentando un 50% la actual, y lleva aparejada la reordenación de los sistemas de control de seguridad y embarque de pasajeros, ofreciendo una transformación completa de la instalación aeroportuaria al integrar los dos edificios actuales en un área terminal única.

Las obras, además de encargarse de la distribución de la urbanización exterior del área terminal para adaptarse a la nueva configuración, también incluyen la construcción de un moderno control de seguridad, centralizado y en un único nivel, con dos amplias zonas de facturación laterales en las terminales T1 y T2.

Como consecuencia, la actual T1 readaptará el flujo de salida de pasajeros y ampliará la zona comercial.

El edificio también estará dotado con dos nuevas prepasarelas para dotarlo de cuatro nuevas puertas de embarque, informa Aena en una nota.

Todos estos trabajos se realizarán por fases para que la afección a la operatividad del aeropuerto sea mínima.

El gestor aeroportuario asegura que su "compromiso" de Aena con el Aeropuerto Tenerife Sur continuará "más allá de esta inversión" y por ello, trabaja en un calendario de actuaciones junto a las diferentes administraciones y agentes locales.

El objetivo, apunta, es desarrollar "de forma coordinada" el diseño funcional futuro del área terminal y su inclusión en el siguiente DORA (2022-2026).