Brexit
Un hombre se manifiesta contra el ''brexit'' durante una protesta en el exterior del Parlamento británico en Londres (Reino Unido). EFE/ Vickie Flores

España se prepara para facilitar permisos provisionales de residencia a alrededor de 400.000 británicos que viven en España como ciudadanos comunitarios y que dejarán de tener esta condición si finalmente el Reino Unido sale de la UE sin acuerdo.

Este es uno de los puntos que figuran en el real decreto ley que ha aprobado este viernes el Consejo de Ministros con planes de contingencias para el caso que se produzca un 'brexit' sin acuerdo y de que no pueda aplicarse el pacto de divorcio que alzaron los 27 Estados miembros y Reino Unido y que aún no cuenta con el apoyo del Parlamento británico.

Así, el Gobierno advierte de que "son medidas de contingencia", es decir, "unilaterales y temporales" hasta que se defina la relación futura entre la UE y el Reino Unido. Por eso, España no puede más que regular las cuestiones que dependen del Gobierno, no de Londres, de ahí que hay pocas que afectan a los españoles y a que  para garantizar algunos derechos a los británicos pida "reciprocidad" a Londres.

Entre ellas, el Gobierno prevé que los 14.000 residentes en el Campo de Gibraltar, de los que 9.000 son españoles, que cada día se desplazan a trabajar al Peñón podrán acceder a las prestaciones por desempleo reconocidas por España por los periodos cotizados en Gibraltar antes y después de la fecha de retirada, sin que les sea requerido haber cotizado al sistema de seguridad social español por esta contingencia.

El decreto establece que España seguirá abonando las pensiones contributivas aunque el beneficiario resida en Reino Unido y no suspenderá el abono de los complementos por mínimos de los beneficiarios españoles residentes en el Reino Unido, aunque pase a ser un tercer estado tras su retirada de la Unión Europea.

También en cuanto a las pensiones, garantizará la cotización en España y Reino Unido antes del 'brexit' sirva para el cálculo de las pensiones y prestaciones, pero siempre que exista reciprocidad.

Trabajadores transfronterizos

Igualmente buscará un acuerdo del Reino Unido recíproco para dar autorización de trabajo a los británicos que tengan condición de trabajadores fronterizos en España. En el caso de los españoles, calcula que afectaría a los 9.000 españoles que trabajan en Gibraltar.

Asimismo, se computará en el paro a cargo de España los periodos cotizados en Reino Unido antes del 'brexit' siempre y cuando las últimas cotizaciones se hayan hayan realizado en España y se mantenga aquí la residencia.

400.000 británicos en España

El Gobierno tiene registrados en Espala a 300.000 británicos registrados y un "número indeterminado" de no registrados. En todo caso, calcula que serán unas 400.000 las personas a las que dará un permiso de residencia provisional tras el 'brexit' y las que, si no están registradas, podrán solicitarlo dentro de los 21 meses posteriores.

Ellos, así como turistas y estudiantes, tendrán acceso a asistencia sanitaria española siempre que Reino Unido también se lo reconozca a los españoles allí, indica el decreto que añade que esta "reciprocidad será objeto de comprobación a los dos meses" de su entrada en vigor, y que se garantice le reembolso de los gastos generados.