El periodo de ejecución, tal y como ha afirmado la portavoz del equipo de Gobierno, Begoña Martínez Arregui, se extiende del 1 de julio de 2019 al 31 de diciembre de 2021.

De esta forma, la utilización de equipos de cobertura quirúrgica estéril implica una serie de beneficios como son, en primer lugar, el menor riesgo de comprometer el campo quirúrgico durante la apertura de los envases.

En una cirugía se emplean de media de 20 a 30 componentes de un solo uso lo que significa la apertura del mismo número de envases. En este caso, la utilización de equipos a medida reduce el número de envases que hay que abrir y, por tanto, el riesgo de comprometer el campo quirúrgico.

Otro de los beneficios hace referencia al menor tiempo de preparación de la intervención. En este sentido, hay que tener en cuenta que el ahorro del tiempo durante la preparación de la cirugía mediante la utilización de equipos a medida permite que el profesional pueda estar centrado en su labor asistencial, lo cual se traduce en un menor nivel de estrés durante la preparación y un menor riesgo de errores. Esto es especialmente significativo en cirugías de urgencia en las que la velocidad de reacción debe ser muy elevada.

La disminución de riesgos de errores y/o accidentes con objetos punzantes es otro de los aspectos positivos de utilizar equipos a medida. Se estima que entre un 1 y 15% de las intervenciones quirúrgicas se producen heridas con objetos punzantes. En los equipos a medida se pueden incluir numerosos dispositivos orientados a la prevención de estos accidentes al asegurar la 'zona segura' y la transparencia de objetos punzantes entre instrumentalista y cirujano.

También hay que destacar que utilizar equipos a medida permite la estandarización y trazabilidad de protocolos y materiales, ya que estos equipos tienen pegatinas con información que facilitan el seguimiento del equipo y la asociación al procedimiento quirúrgico en el que ha sido utilizado.

La facilidad de identificación de los componentes es otro de los aspectos positivos de utilizar este tipo de equipos que tienen una etiqueta identificativa que muestra claramente la relación del contenido íntegro y detalla los componentes con su denominación y las principales características de los mismos.

Por último, otra de las razones para trabajar con equipos quirúrgicos diseñados a medida son los beneficios que aporta en la gestión del material desechable necesario durante la cirugía. Esta gestión eficiente, que busca eliminar todo lo superfluo para centrarse en lo esencial, tiene importantes implicaciones en cuanto a seguridad al permitir a los profesionales estar centrados en su labor de asistencia y cuidado al paciente.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.