La ministra de Transición Ecologica, Teresa Ribera.
La ministra de Transición Ecologica, Teresa Ribera. Óscar J. Barroso - Europa Press - Archivo

El Gobierno ha garantizado este viernes que está en línea con los planes de la Comisión Europea para que en el año 2040 no haya vehículos ligeros que circulen con combustibles fósiles -gasolina o diésel-, tal y como figura en el borrador del Plan Nacional de Energía y Clima 2021-2030 que se ha remitido a Bruselas y que, según ha afirmado la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, debería obligar al Gobierno que salga de las elecciones generales del 28 de abril.

En la rueda de prensa después del Consejo de Ministros que ha aprobado el borador, Ribera ha explicado que, lejos de dar una fecha concreta de cuándo deberían dejar de utilizarse combustibles fósiles por parte de vehículos ligeros, el borrador incluye la "redacción lineal de la Comisión Europea en su estrategia de descarbonización para 2050".

Según la ministra, reproduce "palabra por palabra" la recomendación del comisario de Energía, el popular Miguel Ángel Arias Cañete, "señalando que para vehículos ligeros la descarbonización garantizada de 0 gramos de CO2 por kilómetro en 2040".

Tal y como anunció esta semana el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, el Consejo de Ministros ha aprobado este viernes un borrador del plan para reducir en un 21% las emisiones de gases de efecto invernadero a final del periodo 2021-2030, para alcanzar el objetivo de la UE de cero emisiones en 2050.

Para ello, el Gobierno prevé reducir la importación de combustibles fósiles, en especial petroleo y carbón, y la progresiva introducción de energías renovables para reducir la dependencia energética exteriores de España, que en 2021 debería ser del 74% y en 2030, del 59%.

Más empleos y luz más barata

En plena precampaña para las generales, el Gobierno ha dado el visto bueno a un borrador que prevé la creación entre 250.000 y 364.000 empleos entre 2021 y 2030. Su origen estará, ha explicado la ministra Ribera, en las alternativas laborales que se tratarán de procurar en las comarcas que hoy dependen, por ejemplo, de centrales térmicas, así como en la promoción de nuevas fuerzas de generación de energías renovables, como la biomasa.

Por eso, Ribera ha afirmado que el plan nacional es "una oportunidad" de empleo en zonas rurales.

El Gobierno también sostiene que habrá beneficios para los consumidores. Los efectos del plan "favorecerán a los hogares de menor renta y, especialmente, a los colectivos vulnerables" y supondrán una rebaja del 12% antes de impuestos en el precio medio de la luz a partir de 2021, por "la entrada masiva de renovables, al ser tecnologías más baratas y competitivas".

Próximo Gobierno

Tras su aprobación en el Consejo de Ministros, el Gobierno enviará el borrador del Plan Nacional a Bruselas, para "abrir un diálogo" con la Comisión Europea sobre una estrategia que, según ha dicho Ribera, debería obligar al Gobierno que salga de las urnas el 28-A, sea cual sea.

La ministra ha indicado que el borrador -200 páginas con hasta 1.000 variables contrastadas- es un borrador "muy sólido y solvente".