EU afirma que En Marea funcionó como "un grupo propio" en el Congreso e insiste en reeditar la coalición de 2016

  • SANTIAGO DE COMPOSTELA, 20 (EUROPA PRESS)
Rueda de prensa de Eva Solla y Rubén Pérez
Rueda de prensa de Eva Solla y Rubén Pérez
ESQUERDA UNIDA IZQUIERDA UNIDA - Archivo

La coordinadora nacional de Esquerda Unida, Eva Solla, ha afirmado que los diputados de En Marea en el Congreso funcionaron como "un grupo propio" que defendió los intereses de Galicia durante la pasada legislatura a pesar de estar integrado en el Grupo Confederal de Unidos Podemos.

En una entrevista en la Radio Galega en la mañana de este miércoles, Solla ha respondido de esta forma a unos de los principales argumentos sostenidos por el portavoz de En Marea, Luís Villares, para rechazar la reedición de una coalición electoral: la imposibilidad de articular un grupo propio en el Congreso, como sucedió en 2016.

"Ya teníamos un grupo en el Congreso en estos años. Siguen, formalmente y a nivel administrativo, trabajando dentro del grupo confederal Unidos Podemos pero el funcionamiento fue el de un grupo propio de Galicia. Durante estos años se defendieron cuestiones relevantes para el país. Eso es lo importante y así va a seguir siendo, esperemos, en esta legislatura", ha afirmado.

Así las cosas, la también diputada de En Marea ha insistido en que la apuesta de Esquerda Unida es reeditar la coalición electoral con las "fuerzas hermanas" Podemos y Anova, con las que mantienen "contactos" para repetir el modelo de 2015 y 2016, al que se sumarían las mareas municipalistas de, al menos, Santiago y A Coruña.

El enfrentamiento de posturas entre la dirección de En Marea, que se presentará en solitario y como partido al 28 de abril; y los actores del sector crítico que proponen una coalición -Anova, EU, Podemos y las mareas municipalistas de Santiago, A Coruña y Ferrol- abocan a la división del proyecto rupturista en dos candidaturas para la cita del 28 de abril.

Solla reconoce que la existencia dos candidaturas "no sería positivo para la gente que apoyó las confluencias en otros momentos" porque "puede existir confusión a la hora de escoger la papeleta".

Así las cosas, califica de positiva la llamada a la unidad en torno a una coalición entre Anova, EU, Podemos, las mareas municipalistas y En Marea partido efectuada por el alcalde coruñés, Xulio Ferreiro, y respaldada por su homólogo compostelano, Martiño Noriega.

Esquerda Unida rechaza así concurrir a las elecciones bajo el paraguas de En Marea, "una herramienta" que fue construida "como parido porque era positivo para la participación de otra gente", pero que, según Solla, debido al rumbo tomado por Villares y sus afines ha provocado que En Marea haya dejado de ser un punto de encuentro de las fuerzas rupturistas para convertirse en una organización propia.

"Desgraciadamente otras personas tuvieron una lectura diferente y tomaron esa herramienta para usarla en aras de convertirla en un partido clásico", ha asegurado Eva Solla en referencia al sector que controla la dirección de En Marea y que "opera como cualquier otro partido" por lo que "toman sus decisiones como hacen el resto de organizaciones políticas".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento