Según ha indicado la Policía en una nota, la detención tuvo lugar el día 7, cuando, dentro de un operativo preventivo de seguridad establecido en la barrida Virgen de Araceli de la localidad lucentina, los agentes actuantes detectaron la presencia de un individuo de mediana edad sobre el que los agentes conocían que tenía pendientes varias causas con la justicia.

Además, los actuantes realizaron distintas gestiones y comprobaron como, además de lo anterior, el ahora detenido tendría pendiente causas relativas a su presunta participación en un robo con violencia y una estafa. Los agentes verificaron que esta persona habría utilizado al menos cinco identidades distintas. Por todo ello, el individuo ha sido detenido y puesto a disposición de la autoridad judicial competente.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.