Según han informado fuentes policiales, la investigación se inició a principios de febrero, cuando la responsable de una cafetería de la calle Ecuador presentó una denuncia en Comisaría por la sustracción de un sobre con más de 1.000 euros, y que guardaba en una caja de caudales para pagar a un proveedor.

Cuando se disponía a realizar el arqueo de caja y cerrar la contabilidad descubrió que el sobre con el dinero había desaparecido.

El grupo de policía judicial de la Comisaría Centro inició las pesquisas y comprobó que no había signos de forzamiento ni en la caja ni en los accesos al establecimiento.

Asimismo, constataron que, entre los empleados de la cafetería, había uno con antecedentes policiales por hechos similares. Así, la investigación se centró en ese sospechoso, que fue finalmente detenido como responsable del hurto. El detenido y las diligencias practicadas fueron puestos a disposición del juzgado de instrucción número 5 de Vigo.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.