El jefe del Ejecutivo regional, Miguel Ángel Revilla (PRC), ve "impresentables" los "insultos" que ha recibido el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (PSOE) en los últimos días y ha opinado que "es importante un poco de sosiego" porque España "lo que necesita ahora es tranquilidad" y "lidiar el tema catalán donde hay que lidiarle, que es en los tribunales de Justicia", donde cree que se va a ver que "el Estado de Derecho funciona".

En declaraciones a los medios de comunicación este martes, día del inicio del juicio del 'procés' catalán en el Tribunal Supremo, Revilla ha opinado que hay que "creer" en la Justicia y cree que en se va a demostrar en este caso que los jueces van a actuar "con independencia de lo que a lo mejor al Gobierno le gustaría que hiciera" y van a aplicar la Ley. "Tienen que hacer su papel: aplicar estrictamente la Ley", ha aseverado.

Revilla cree que los ciudadanos van a ver que hay un Estado de Derecho y que los políticos cuando se lo "saltan, suceden estas cosas" y hay "consecuencias". "No será porque no se les ha advertido", ha señalado el presidente cántabro, que ha defendido que hay que "dialogar siempre" pero sin saltarse la Constitución.

Respecto a los insultos a Sánchez la pasada semana tras aceptar inicialmente la figura de un "relator" en las negociaciones con los independentistas catalanes, a la que luego renunció, Revilla ha opinado que "no se pueden decir esas cosas" y cree "lamentable" usar ese "léxico" contra un presidente. "Porque luego la gente se calienta y España lo que necesita es tranquilidad, ha dicho.

REVILLA, "DECEPCIONADO" CON SÁNCHEZ SOBRE LOS PGE Y EN LO "PERSONAL"

El presidente cántabro ha tenido estas palabras pese a reconocer sentirse "decepcionado" con Sánchez, tanto en lo relativo a las inversiones previstas para Cantabria en el proyecto de Presupuestos Generales del Estado (PGE) -que es una de las comunidades donde se reducen respecto al anterior-, como también en "lo personal", en la relación entre ambos.

Y es, a su juicio, considera que, al menos Sánchez, debía haberle llamado con motivo de su visita a Cantabria, donde acudió, en calidad de secretario general del PSOE, el pasado domingo para participar en el acto oficial de presentación del socialista Pedro Casares como candidato a la Alcaldía de Santander.

"Qué menos que una llamada", ha dicho Revilla, que, cuestionado acerca de si le hubiera gustado que Sánchez aprovechara su visita a Cantabria para reunirse con él, ha respondido con un "tampoco tengo demasiado interés en fotos".

Sí ha insistido en que "existe el teléfono" y ha explicado que cuando él va a otra comunidad, incluso aunque vaya a actividades "que no tienen nada que ver con la política", sí suele llamar a sus homólogos para avisarles de qué esta allí.

Sin embargo, Revilla ha querido restarle importancia y ha señalado que "cada uno tiene una manera de actuar" y más ahora, en periodo "preelectoral" donde, "ya no hay amigos, más que el propio partido" de cada uno y no hay "más que rivales".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.