Alternativas para cargar un coche eléctrico
La autonomía y el tiempo de carga son dos de las características que definen estos modelos.  Pixabay

Hace ya tiempo que los coches eléctricos dejaron de ser una utopía para convertirse en la más firme realidad. El más que posible adiós al diésel  ha acelerado la compra de este tipo de vehículos, que poco a poco van adquiriendo mayor presencia en las carreteras españolas.

La autonomía y el tiempo de carga son dos de las características que definen estos modelos. Este segundo aspecto es, hasta ahora, uno de los que más recelo ha provocado entre los clientes, que temen que su coche se quede sin potencia para circular en mitad de un trayecto. Para que esto no ocurra, existen diferentes alternativas para cargar un coche eléctrico.

  • Parking comunitario. Generalmente, en aquellas viviendas unifamiliares con garaje existen enchufes convencionales para cargar este tipo de coches. Además, si se desea, también es posible instalar un punto de carga rápida.
  • Una wallbox. Su principal ventaja es la velocidad de carga del vehículo, que es superior a la de un enchufe convencional.
  • En el trabajo. Un gran número de españoles necesita el vehículo para asistir cada día al trabajo. Durante la jornada laboral, mientras el coche está parado, puede ser un buen momento para cargarlo. Para ello, lógicamente, la empresa debe contar con un punto de recarga para sus empleados.
  • Cable de carga. Existen diferentes tipos, como cable de modo 2 o modo 3, que nos permitirán recargar nuestros vehículos en un enchufe convencional o europeo. Son útiles en muchos establecimientos como parkings o centros comerciales en los que deciden prescindir de estos cables para ahorrar costes o evitar el vandalismo.
  • Vía pública. Las denominadas electrolineras son puntos de carga de vehículos eléctricos, similares a las gasolineras tradicionales de gasolina y diésel. Actualmente, España cuenta con más de 3.500 puntos de recarga para vehículos eléctricos, que están distribuidos en hoteles, restaurantes o estaciones de servicios.