Castilla y León tiene tanta masa forestal, el 51% de su superficie, que a cada habitante de esta Comunidad le tocan 1.300 árboles.

Esta cantidad es una de las más altas de Europa y sólo la superan países como Finlandia y Suecia.

Estos datos, y otros más, forman parte de la publicación 'Monte: Señal de vida en Castilla y León'.

Tenemos 1,1 millones de hectáreas de bosques en las que las especies arbóreas se distribuyen en un 65% de frondosas (encina, castaño, roble) y un 35% de coníferas (pinos y enebros).