Los sindicatos y las administraciones vigilan cada vez más a las empresas para obligarlas a luchar contra la siniestralidad laboral. Pero la mayoría de ellas siguen sin darse por aludidas: el 70% de las empresas madrileñas incumplen la normativa de riesgos laborales, según datos de UGT y CC OO basados en las inspecciones realizadas en 2007. Así, de las 228.326 sociedades con asalariados registradas en la comunidad, según el estudio Dirce, del Instituto Nacional de Estadística, 159.828 se saltan la ley en algún aspecto.

La infracción más común es la inadecuada formación de los trabajadores en peligros laborales, en la que fallan el 67% de las empresas, constata UGT en sus estudios.

Ni información ni equipos

A continuación está la escasa información de riesgos: el 57% de las sociedades no comunican a sus empleados los peligros a los que están expuestos. El tercer incumplimiento está relacionado con el equipo: el 54% no dota a su plantilla de elementos de seguridad básicos como redes y arneses, para evitar caídas en las obras, o guantes y botas, para manipular sustancias nocivas.

Las pequeñas y medianas empresas (pymes) son las menos concienciadas con la seguridad. Marisa Rufino, de salud laboral de UGT, estima que el 85% de ellas incumplen la ley. Esto se traduce en una mayor siniestralidad, ya que el 87,8% de los accidentes investigados en 2007 se produjeron en estas sociedades. Por sectores, servicios y construcción son las actividades con menor prevención de riesgos.

Aun así, los sindicatos observan un avance en los últimos años, debido a que "ahora se persiguen los delitos y hay más inspecciones", apunta Carmelo Plaza, secretario de salud laboral de CC OO.