Nunca, en estos diez años que ahora se cumplen de la muerte y desaparición de Marta del Castillo, su familia ha tenido un mal gesto con los medios de comunicación ni ha dejado de atendernos siempre que se lo hemos requerido. Lo han hecho pese al dolor que les sigue causando no haber encontrado aún el cuerpo de Marta, la única prioridad que tienen sus padres, sus hermanas y su abuelo, José Antonio Casanova, que a pesar de sus 82 años, sigue siendo uno de los pilares más importantes de la familia. Una vez más, nos atiende telefónicamente, amable y esperanzado.

¿Cómo afrontan el décimo aniversario de la muerte de Marta?
Como lo hacemos todos los años. Es un día muy triste, de muchos recuerdos. Este año acudiremos a una misa por la noche, allí estaremos toda la familia.

¿Tienen aún esperanzas de encontrar el cuerpo de su nieta?
Es lo que queremos, que nos digan dónde está y poder cerrar este capítulo tan escabroso para nosotros. Y en parte para toda la ciudadanía, que siempre nos ha mostrado su apoyo.

¿Y esperanzas de que se repita el juicio, como usted ha pedido?
La esperanza nunca se pierde, aunque somos muy pesimistas por las declaraciones que están haciendo últimamente diferentes autoridades, como el fiscal del caso. Aunque vamos a seguir en la lucha.

Pero antes que el juicio, la prioridad es encontrar a Marta, ¿no?
Por supuesto, si la encontráramos, no pediríamos otro juicio.

Antonio del Castillo llegó a reunirse con Miguel Carcaño. ¿Ha intentado la familia volver a ponerse en contacto con él?
No, porque después de que nos dijera que su hermano fue el que mató a Marta y que seguramente cambió el cadáver de sitio, ya no hay más que hablar.

¿Ustedes qué creen que pasó realmente?
Que fue el hermano de Carcaño. Es 20 años mayor que él, no había buena sintonía entre ellos... Creemos la versión de que hubo una discusión entre ellos y Marta se interpuso, por eso la mató.

Entre tanto dolor, ¿hay espacio para el sentimiento de venganza?
Venganza ninguna. Si la quisiéramos, ya lo hubiésemos hecho porque son diez años... Solo pedimos Justicia, que es la que debe haber, pero tenemos una Justicia mala, aunque haya jueces y fiscales honrados. Venganza no, Justicia sí.

Se prevé que la manifestación del sábado vuelva a ser multitudinaria. ¿Sienten el apoyo de la gente, eso les ayuda?
Las muestras de cariño son increíbles. Ayer mismo estuve en el centro poniendo carteles de la manifestación y la gente se acercaba a darme su apoyo.

¿De dónde saca las fuerzas para seguir al pie del cañón diez años después?
De Marta y de mi señora, que se fue poco después de Marta sin poder llevarle flores a la tumba. Ellas me lo piden desde arriba todas las noches, cada vez que miro al cielo.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.