La ministra de Medio Ambiente, Cristina Narbona, ha afirmado hoy en Logroño que el consumo de agua de boca en las poblaciones de la cuenca del Ebro está "garantizado" para este verano, a pesar de la sequía, y que en estos momentos el Gobierno trabaja para que "sea mínima la afección a los regadíos".

Narbona ha hecho estas declaraciones en Logroño, en donde ha visitado las obras de recuperación que desarrolla el Ministerio de Medio Ambiente en el cauce del Ebro, en las que tiene previsto invertir un total de 710.000 euros.

Medidas frente a la sequía

Narbona ha recordado que a principios de esta legislatura el Gobierno inició una serie de actuaciones para hacer frente a la sequía. "Hoy tenemos más regadíos en los que se utilizan técnicas eficientes que regadíos por inundación y se sigue trabajando en esa línea.

El Gobierno invertirá más de 700 mil euros en las obras de recuperación del cauce del Ebro

También trabajamos a base de planes de gestión de sequías que se han aprobado en esta legislatura y que nos permiten anticiparnos a ella y no improvisar y actuar de manera coyuntural", ha afirmado. El Gobierno invertirá más de 700 mil euros en las obras de recuperación del cauce del Ebro

Eso es lo que también ha dicho que se ha hecho en la cuenca del Ebro, con un sistema de indicadores y de previsión de sequía, que ha llevado a la Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) a que se apruebe un decreto de medidas específicas para combatirla, ante las escasas precipitaciones habidas.

La presa de Enciso

La ministra también se ha pronunciado sobre la presa de Enciso, la mayor obra hidráulica prevista por el Ministerio de Medio Ambiente en La Rioja. La presa fue adjudicada en 1996 por un importe de 35 millones de euros, aunque problemas técnicos han hecho que prácticamente no se haya avanzado en su construcción desde entonces. La obra, que tiene un plazo de construcción de 36 meses, ha sufrido dos modificaciones en su proyecto, en 1999 y 2006, que han elevado ahora su presupuesto total hasta los 61 millones de euros.

"Los trabajos pueden comenzar en los próximos días, porque se está acabando el proceso de expropiación para actuar. Es posible que dentro de unos días vean maquinaria allí. El proceso de expropiaciones tiene su complejidad, pero se está acabando", ha dicho la ministra.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE LOGROÑO.