Nuevo golpe a ETA.
Los agentes de la policía francesa registran la casa donde detuvieron a los etarras. Bob Edme / AP Photo

Un tribunal francés ha aprobado este martes la solicitud de extradición a España de los dos presuntos miembros de ETA detenidos el pasado viernes en San Juan de Luz (País Vasco francés), acusados de pertenecer al comando que atentó contra el aeropuerto madrileño de Barajas, según informa RNE. Los extraditados son los etarras Joseba Iturbide y Mikel San Sebastián.

Formaban parte del comando Elurra y fueron detenidos en el domicilio de José Antonio Martínez Mur , miembro histórico de ETA, y su compañera, Asunción Bengoechea Arano, acusados de encubrir a delincuentes vinculados a actividades terroristas y encarcelados el martes en París, según fuentes judiciales galas.

Todos en casa de Mur

Los servicios de información de la policía francesa alertaron a la Subdirección Antiterrorista (SDAT) de la policía judicial de que San Sebastián e Iturbide se habrían refugiado en casa de Martínez Mur, en San Juan de Luz.

Efectivos del RAID, cuerpo de elite de intervención de la policía francesa, intervinieron en la operación y neutralizaron a sus ocupantes, indicaron las fuentes.

En el momento del arresto los etarras no llevaban armas
En el momento del arresto, los presuntos etarras no portaban armas, pero no se sabe por el momento, al no haber concluido el registro, si las había en la casa.

Las fuentes negaron que la operación se hubiera lanzado por la sospecha de que en la vivienda estuviera el máximo jefe militar de ETA, Garikoitz Azpiazu, "Txekori".

Los tres presuntos etarras detenidos pasarán la noche bajo arresto en la comisaría de Bayona antes de asistir mañana a la continuación del registro de la casa.