La radiografía pasa a la historia desplazada por la imagen digital
El jefe de Radiología del Río Hortega enseña una imagen digital en su despacho, ayer.(Pablo Elías)
Los grandes negativos que se consultaban al trasluz ya han pasado a la historia en el hospital Río Hortega y en el centro de especialidades Arturo Eyries donde se ha impuesto la imagen digital.

El nuevo sistema permite que los diagnósticos sean «más rápidos y precisos, al tener la imagen mejor calidad, además de evitar los papeleos», explicó a 20 minutos el jefe de Radiología del Río Hortega, Pedro García.

La desaparición de la radiografía permite que los historiales puedan informatizarse con el consiguiente ahorro de espacio, ya que hasta ahora la historia clínica del paciente se guardaba en grandes almacenes, en los que resultaba «prácticamente imposible» localizarlos.

El sistema del Río Hortega es pionero en Castilla y León, comenzó a desarrollarse hace siete años y actualmente se lleva a cabo en hospitales de Segovia y Zamora.

Ventajas

Paciente: Se acabó lo de llevar un volante con la petición de la radiografía. Así se reducen los trámites administrativos, ya que el médico realiza la petición directamente por ordenador.

No existen errores de revelado con lo que se anulan las repeticiones y, además, con la posibilidad de acercar la imagen digital no se necesita pedir una nueva radiografía de la parte que el médico quiere ver mejor.

La posibilidad de detectar antes el diagnóstico facilita la inmediata aplicación del tratamiento.

Médico: El médico recibe más información con una sola imagen y el radiólogo ya ofrece su primera impresión sobre el diagnóstico del paciente.  Además, un médico puede pedir la opinión de un caso concreto a otro profesional que se encuentre en otra ciudad. La muestra queda registrada informáticamente en el historial del paciente por lo que es más difícil que se pierda.

Un sistema para toda la región

El historial clínico de los pacientes que comparten el Río Hortega y el Arturo Eyries podrá consultarlos el médico de cabecera desde el centro de salud en los próximos seis meses. Además, se prevé que en enero comience a funcionar el nuevo hospital, en Delicias, que ya no dispondrá del antiguo sistema de impresión de radiografías. También se espera que en 2011 sea posible consultar el historial médico de un paciente en las nueve provincias de la región.