Dolph Lundgren, en 'El hormiguero'.
Dolph Lundgren, en 'El hormiguero'. ANTENA 3

Uno de los actores más duros de HollywoodDolph Lundgren, visitó este jueves El hormiguero para presentar su nueva película, Creed II, la segunda entrega de la saga. Al actor sueco le acompañan en el reparto Sylvester Stallone, que se vuelve a meter en la piel de Rocky Balboa, y Michael B. Jordan, que es Adonis, el hijo de Apollo Creed, boxeador que muere en Rocky IV a manos de Iván Drago, el personaje de Lundgren.

El actor sueco le confesó a Pablo Motos que casi no acepta el papel de volver a dar vida al mítico boxeador ruso, que ahora entrena a su hijo para enfrentarse a Adonis, porque "no sabía si quería volver a ser Iván Drago. Ese papel me encasilló mucho en su momento por el gran éxito que tuvo el filme". Además, después del final que tuvo en la trama de su personaje en Rocky IV, por los suelos derrotado, su público aclamando a Balboa y "donde era malísimo y unidimensional, no sabía que hacer. Pero leí el guion y vi que tenía un toque dramático muy interesante y, además, son otros los que se pelean", añadió riendo.

Michael B. Jordan le iba a acompañar en su visita a El hormiguero, pero al final Ludgren acudió solo al espacio de Antena 3 porque, según explicó Pablo Motos, "se ha puesto enfermo al mediodía y está en el hotel". Ludgren quiso comentar que "Michael B. es un tío majísimo y hace un trabajo maravilloso en esta película. Es un actor y un boxeador magnífico". Entre risas admitió que "es la nueva generación que nos sustituye".

Pero pese a interpretar papeles de duro en sus películas y haber sido He Man o el malvado de Soldado Universal, en El hormiguero Ludgren se llegó a emocionar al recordarle el presentador su dura infancia. "He viso una charla que diste en la que contabas que hasta los 12 años tu padre te maltrató", le dijo Motos. El actor, visiblemente afectado, comentó que "tardé muchísimos años en procesarlo y asimilarlo. Primero intenté evadirme con el karate, luego con el alcohol... pero no puedes hacerlo de algo así, lo llevas en tu interior".

Por último, Motos le comentó que ya había visto Creed II "y es muy buena. Tiene lo mejor de Rocky y Rocky IV". Y le preguntó a Ludgren cual es el secreto del éxito de la saga 40 años después del estreno de la primera película. "Creo que el boxeo es como una mini versión de la vida. La gente intenta hacer realidad sus sueños e intentan enfrentarse a todo para conseguirlos", comentó. Y añadió que "en la película tienes peleas dentro del ring, y un drama familiar fuera. Tambián habla de amistad, amor... es una cápsula de la vida", concluyó el intérprete.