Iglesias y Errejón
Discusión entre Iglesias y Errejón durante el Pleno, a la vista del Hemiciclo. EFE

El líder de Podemos, Pablo Iglesias, ha decidido romper definitivamente con su ex número dos y candidato a la Comunidad de Madrid, Iñigo Errejón, después de que este anunciara que se presentará a las elecciones autonómicas bajo una marca distinta, la de Manuela Carmena.

La relación entre los dos fundadores de la formación morada ha tenido altibajos más que sonados en los últimos años. Esta es una cronología de los momentos clave, desde que nació el proyecto hasta que se ha puesto punto y final a la colaboración entre ambos:

17 de enero de 2014

Errejón, entre otros, estuvo junto a Iglesias cuando Podemos se presentó en sociedad cono "proyecto" en el Teatro del Barrio de Madrid, en el barrio de Lavapiés. "Somos conscientes de que esta iniciativa es atípica", dijo entonces Errejón, concido entonces solo como "analista e investigador".

25 de mayo de 2014

Podemos obtuvo en las elecciones europeas, contra todo pronóstico, cinco escaños en el Parlamento Europeo. Pablo Iglesias ocupó uno de ellos, aunque después decidió volver a España. Según publicó 20minutos en 2017, los roces entre los dos fundadores de Podemos comenzaron poco después de aquella gran victoria, aunque la versión era distinta en función del interlocutor. Para el sector errejonista, la clave estuvo en la llegada de Montero, Mayoral y Del Olmo al núcleo duro de la formación; para el sector pablista, Errejón configuró en Madrid el partido a su antojo mientras Iglesias estaba en Estrasburgo.

30 junio de 2015

Tras algunas tensiones internas que afloraron en la campaña a las elecciones autonómicas y municipales de ese año (24 de mayo) —hubo equipos y caravanas diferenciados—, Podemos anunció cómo se desarrollarían las primarias para elegir un candidato a la presidencia de Gobierno de cara a los comicios de noviembre. Esto también provocó diferencias, aunque después se solventaron para intentar solucionar los malos datos en las encuestas y con una llamada conjunta a la "remontada". La crisis se desató al fin más adelante, tanto en el seno del Congreso nacional como a nivel regional en Madrid, no sin antes producirse una de las tantes filtraciones de chats de Telegram a los medios de comunicación con consecuencias desastrosas.

15 marzo de 2016

Iglesias despidió al secretario de Organización Sergio Pascual, uno de los principales colaboradores de Errejón, acusándole de estar detrás de la crisis del partido en la Comunidad de Madrid. En el partido admitían unicamente diferencias "tácticas" y "organizativas", y Errejón desapareció unos días de la esfera pública para "reflexionar".

22 de diciembre de 2016

La consulta de cara a la organización de Vistalegre II, la segunda Asamblea Ciudadana del partido, evidenció diferencias serias entre ambos sectores. Se trataba de establecer las normas y el sistema de votación; y se impuso, por la mínima, Iglesias. Días antes (y meses), ambos políticos decidían hacer públicas sus discrepancias con mensajes en redes y cartas abiertas.

13 de febrero de 2017

La Asamblea de Vistalegre terminó de romper la relación entre Iglesias y Errejón, después de que este decidiera presentar su propia lista contra el del líder. Su apuesta no tuvo éxito, y la derrota le llevó a perder su condición de 'número dos' y su influencia a nivel orgánico y estratégico. Errejón fue relevado como portavoz parlamentario, salió del núcleo de dirección y fue propuesto e repente por este como futuro candidato de Podemos a la Comunidad de Madrid en 2019.

25 de julio de 2017

Iglesias y Errejón firmaron un artículo conjunto en 20minutos en el que se marcaban como gran objetivo "los gobiernos autonómicos". Iglesias dijo en una entrevista, además, que su ex número dos estaba "llamado a jugar un papel protagonista y determinante en la Comunidad de Madrid", aunque no era una decisión cerrada al 100%.

12 de abril de 2018

Iglesias pronunció la famosa frase de que inscritos de su partido no iban "a permitir que nadie se dedique a marear la perdiz ni a tonterías". Errejón, aún secretario de Análisis Estratégico y Cambio Político, había mostrado su intención de presentarse a las primarias para las autonómicas por un equipo formado por él y nadie más. Ese mismo mes tuvo lugar el amago de Bescansa de hacerse con la secretaría general, de la que el partido salió como pudo y tras el que fabricó una aparente alianza entre Errejón y el líder de Podemos en Madrid, Ramón Espinar.

22 de mayo de 2018

Errejón mostró su apoyo a Iglesias y Montero en la consulta sobre el chalet de Galapagar.

22 de septiembre de 2018

Errejón insinuó en una entrevista con EFE que podría concurrir a las elecciones sin la marca Podemos.

17 de enero de 2019

Errejón anuncia que se presentará a las elecciones autonómicas bajo la misma marca que Carmena en Madrid capital. Iglesias da por hecho que Errejón ya no forma parte de Podemos, se muestra perplejo por su decisión y le desea "suerte".