Mariah Carey
La cantante Mariah Carey en la 46ª edición anual de los American Music Awards en Los Ángeles. GTRES

La cantante Mariah Carey ha interpuesto una demanda contra su exmanager Lianna Azarian por extorsión, derecho al honor y usurpar su identidad.

Al parecer, Azarian supuestamente filmó a la estrella sin su consentimiento en una actitud que, si saliera a la luz, resultaría dañina para Carey, según publica TMZ. No obstante, en la demanda no se dan detalles exactos de cuál es el contenido de esos vídeos.

Carey también asegura que su exmanager la amenazó con mandarle "a sus amigos" en caso de que la despidiese.

La demanda, a la que TMZ asegura haber tenido acceso, afirma que Azarian chantajeó a la estrella con publicar los vídeos si no le pagaba 8 millones de dólares.

Mariah contrató a Lianna en marzo de 2015 como asistente ejecutiva y le pagaba 327.000 dólares por año. Sin embargo, la neoyorquina detectó que Azarian usaba su tarjeta de crédito para comprar artículos personales. Además, de aprovecharse del nombre de la estrella para conseguir grandes descuentos.

Carey asegura que los chantajes comenzaron en noviembre de 2017, tras ponerla de patitas en calle y que Lianna se negase a devolverle las grabaciones en vídeo.

Problemas con sus representantes

Precisamente, hace pocos días, Mariah y otra de sus exasistentes, Stella Bulochnikov, han llegado un acuerdo para no ir a juicio después de que Bulochnikov acusara a la artista de acoso sexual. 

Según la versión de la rusa, Mariah a menudo estaba desnuda en su presencia "lo que constituía acoso sexual", según informaba TMZ en su momento.

Mariah y Stella dejaron de hacer negocios juntas en noviembre de 2017 y, en ese momento, emitieron un comunicado amistoso sobre su separación.

"Después de trabajar juntas durante casi tres años, Mariah Carey y Stella Bulochnikov han decidido emprender caminos separados por sus propios intereses. Durante el tiempo que trabajaron juntas, lograron grandes éxitos, incluyendo, más recientemente, los nuevos proyectos de música y películas de Mariah Carey para esta próxima temporada. Carey y Bulochnikov siguen siendo socias en una serie de empresas, y continuarán apoyándose mutuamente en esos esfuerzos", rezaba el texto que enviaron a los medios.

Sin embargo en abril, Bulochnikov demandaba a la cantante por incumplir su contrato y romperlo cuando no se había vencido.  Motivo por el cual exigía más de 100 millones de dólares.

Y carey no dudó en dar su versión a través de su nueva representante: "Stella Bulochnikov fue despedida debido a que no realizó su trabajo de manera efectiva y maltrató a su cliente. No tenía un contrato de trabajo y ha estado difundiendo falsos rumores a cualquier medio de comunicación que los publique. No responderemos a las mentiras y amenazas".

Antes de convertirse en la representante de Carey, la tal Bulochnikov fue productora ejecutiva en realitys como T.I. & Tiny: The Family Hustle y My New BFF de Paris Hilton.

Después de que Mariah la contrató, varias fuentes confirmaron a Page Six que Bulochnikov era una "dictadora rusa con tanta información sobre Carey que puede hacer cualquier cosa".