Un pozo de 25 centímetros de diámetro
El pozo de 110 metros de profundidad y 25 centímetros de diámetro en el que ha caído el niño de 2 años, en Totalán (Málaga). Bomberos de Málaga / EP

El encargado de cavar el pozo de Totalén en el que un amplio equipo de rescate busca a Julen desde el pasado domingo, ha declarado en conexión telefónica con el programa de Antena 3 'Espejo Público' que "han quitado la piedra y han cavado una zanja junto al pozo".

Antonio Sánchez ha asegurado así que él dejó el pozo tapado. "Yo hice el pozo hace ya un mes; lo hice y me fui y todo bien. El que ha quitado la tierra al pozo y esas cosas, ¿eso quién ha sido? Dímelo tú, porque yo no lo sé. Yo no la he quitado".

Además, Sánchez ha añadido que el pozo solo tiene 21 centímetros de diámetro "y por ahí no cabe un niño". De esta forma pone en duda que el menor de dos años cayera accidentalmente por el agujero donde a esta hora continúan buscándole tras tres días ampliando los métodos de rescate al tratarse de un lugar profundo y estrecho.

El padre de Julen mantiene que sigue con esperanza de que el pequeño esté vivo y asegura que "si me he quejado de algo es de que no han tenido medios en un primer momento". 

Por su parte, la Junta de Andalucía ha hecho constar que no contaba con ningún expediente de petición sobre el caudal ni petición de autorización al respecto por parte del área de Minas.