La llamada de un testigo, a quien le resultó sospechosa la actitud de dos jóvenes que acababan de llegar a bordo de una motocicleta al Camino Hondo, Barriomar, en Murcia, movilizó inmediatamente a efectivos del Grupo Especial de Seguridad Ciudadana (GESC) hacia las 14.20 horas de este martes.

Los agentes comprobaron al llegar al lugar que un individuo se encontraba a los mandos de la motocicleta descrita por la informante, sorprendiendo a otro saltando a la calle desde el interior de la vivienda más próxima, tras escalar el muro exterior de la misma.

Ambos fueron identificados y detenidos tras comprobar que varias bolsas colocadas en la moto contenían objetos susceptibles de haber sido sustraídos, tal y como corroboró a continuación el dueño de la casa requerido al efecto.

En concreto, portaban 6 baterías de moto, 2 motores de arranque y 1 alternador de furgoneta y gran cantidad de cable eléctrico, parte del cual sin envoltura plástica. Resultaron ser dos varones, uno de 18 años, nacional, y el otro, de 19, de nacionalidad boliviana y sin domicilio conocido ambos.

Por otra parte, y antes de su traslado a dependencias policiales para la instrucción de las oportunas diligencias, resultó que la motocicleta mencionada había sido denunciada como sustraída el pasado 29 de diciembre, en Murcia, y que quien la conducía carecía de permiso para ello, por lo que se trasladó al depósito municipal el vehículo, informando a su titular de su recuperación, y se formuló denuncia administrativa al conductor.

Consulta aquí más noticias de Murcia.