El Papa Francisco
El Papa Francisco VATICAN MEDIA - Archivo

El Papa Francisco ha firmado este martes un decreto que reconoce el martirio "por odio de la fe" de catorce monjas españolas de la Orden de las Franciscanas concepcionistas fallecidas en la Guerra Civil española y por lo que serán proclamadas beatas.

Diez de las futuras beatas fueron asesinadas en Madrid cuando estaban en el convento de clausura. A ellas, y a las 4 restantes que fueron asesinadas en situaciones diferentes, está dedicada la Calle de las Mártires Concepcionistas de Madrid.

El camino hacia la santidad comienza con la promulgación de las "virtudes heroicas", lo que les otorgará el título de venerables y da comienzo a la beatificación. Para que se inicie este proceso, es necesario que un venerable haya producido un milagro. La canonización tiene lugar, generalmente, cuando ha sucedido un segundo milagro, aunque el pontífice puede obviar el procedimiento.

En caso de reconocerse el martirio, como en este caso, no es necesario un milagro para ser declarados beatos.