Tiempo, sol
Fotografía panorámica del embalse de Leboreiro. Brais Lorenzo / EFE

El tiempo seco y soleado de las últimas semanas tiene los días contados porque un nuevo frente atlántico llegará este miércoles por el noroeste de la península para dejar lluvias sobre todo el jueves y el viernes al menos en el norte, el Sistema Ibérico, el Sistema Central y el área del Estrecho, además de que las temperaturas caerán y se generalizarán las heladas nocturnas con valores que se acercarán a -10ºC en zonas montañosas.

Uno de los portavoces de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Rubén del Campo, comentó este lunes a Servimedia que durante el lunes y el martes de esta semana predominará el tiempo estable, pero a partir del miércoles, y sobre todo el jueves, se acercará un frente "con algunas lluvias y bajada de las temperaturas".

Del Campo precisó que aún es pronto para concretar el alcance de este frente atlántico porque los modelos de predicción meteorológica "aún no se ponen de acuerdo" sobre "dónde, cuándo y cuánto" será su efecto en relación a las precipitaciones.

"En principio, parece que habrá un cambio en la estabilidad que hemos tenido en el último mes y medio, que tenderá a desaparecer y se abrirá la puerta a las lluvias, aunque tenemos aún que afinar cómo y cuánto van a ser", añadió.

Del Campo indicó que este martes será "un día con estabilidad atmosférica total", puesto que no se esperan lluvias en prácticamente ningún punto de España, si bien aparecerán bancos de niebla en zonas del interior peninsular, Galicia, la Meseta Norte, el Sistema Ibérico y la cuenca del Ebro.

Las temperaturas tenderán a bajar y habrá heladas nocturnas en toda la mitad norte peninsular salvo el valle del Ebro y el litoral, así como puntos de la Meseta Sur. "En ambas mesetas y la zona centro rondarán entre tres y cinco grados bajo cero", apuntó.

En cuanto al miércoles, Del Campo subrayó que a lo largo del día se irá acercando un frente desde el Atlántico, lo que provocará que "se nublen los cielos en la mitad occidental y llueva algo en el oeste de Galicia, el área del Estrecho y en las regiones del Cantábrico", donde podría nevar con la cota situada entre 1.000 y 1.300 metros. Seguirán las heladas de madrugada y las temperaturas caerán durante el día en muchas zonas.

Lluvias y nieve

Por otro lado, Del Campo indicó que el frente "continuará su camino" este jueves, día en que podría afectar a la mayor parte de España con "nubosidad abundante y lluvias, sobre todo en las comunidades cantábricas, el alto Ebro, los Pirineos y el área del Estrecho". "Lo más probable es que llueva en esas zonas, pero no podemos descartar que pueda hacerlo en cualquier punto de España", agregó.

La cota de nieve descenderá este jueves a entre 800 y 1.000 metros en el norte, y se situará a unos 1.500 metros en el sur peninsular. Las temperaturas descenderán en la mitad oeste peninsular y continuarán las heladas nocturnas, que se intensificarán en la Meseta Norte y el centro peninsular, donde los termómetros podrían acercarse a -6ºC.

La incertidumbre en la predicción meteorológica es "bastante grande" a partir del viernes, según Del Campo, quien recalcó que "lo más probable es que aumente la probabilidad de precipitaciones respecto a los días anteriores", con la mayor intensidad en Galicia, las comunidades cantábricas y el norte de las islas montañosas de Canarias.

Frío el viernes

"Puede llover en cualquier otro punto de la península e incluso de Baleares. Lo que pasa es que hay incertidumbre porque los modelos no se ponden de acuerdo. Sí parece bastante probable que el viernes bajen las temperaturas y la cota de nieve descienda. Parece claro que va a ser un día con heladas generales e intensas, de entre cuatro y seis grados bajo cero en ambas mesetas, y más bajas de ocho e incluso 10 grados bajo cero en zonas de montaña", dijo.

Del Campo comentó que este viernes podría nevar en cotas relativamente bajas del tercio norte peninsular y que el frente atlántico no traerá temperaturas tan gélidas como las de la masa fría de aire polar de la semana pasada, pero hará frío.

"Las temperaturas máximas del jueves estarán más o menos en los valores normales para la época y las mínimas un par de grados por debajo, pero el viernes estarían entre tres y cinco grados por debajo de los valores normales tanto las máximas como las mínimas", concluyó.