Exteriores de la cárcel de Huelva.
Exteriores del Centro penitenciario de Huelva. EFE

La Policía Nacional investiga a una empleada de la enfermería de la prisión provincial de Huelva como posible autora del envenenamiento, por metadona, de seis sanitarios durante el pasado mes de noviembre, según fuentes de la investigación.

La empleada fue detenida hace tres semanas y puesta a disposición del juez, quien la puso en libertad con cargos tras tomarle declaración el pasado 3 de diciembre.

La detención se produjo como resultado de una investigación abierta por Institucones Penitenciarias durante el pasado mes de noviembre. La operación se llevó a cabo para determinar las causas de la intoxicación de seis trabajadores de la enfermería de la cárcel de Huelva.

Según las mismas fuentes, la investigación se centró, desde el principio, en las personas que tuvieran relación con la enfermería y acceso a la metadona, sustancia que está custodiada bajo llave.

El diario Huelva Información ha avanzado que esta mujer, que tiene que comparecer ante la justicia los días 1 y 15 de cada mes, está siendo investigada por un delito de lesiones y otro contra la salud pública. El mismo medio recoge que la causa del envenenamiento podrían ser "celos profesionales" hacia otro compañero.

Los hechos tuvieron lugar el pasado 15 de noviembre, cuando seis sanitarios de la prisión comenzaron a presentar síntomas de malestar general. Entonces, fueron atendidos por los propios servicios médicos que estaban de servicio en el centro penitenciario, pero debido al empeoramiento de su estado, tuvieron que ser trasladados de urgencia al Hospital Juan Ramón Jiménez.

Ya en el hospital, los seis afectados fueron sometidos a un análisis toxicológico y todos dieron positivo en consumo de metadona.

Consulta aquí más noticias de Huelva.