Los actos programados con motivo de la inauguración de lasinstalaciones comenzarán con una charla sobre la práctica del pádel, que correrá a cargo del servicio comarcal de Deportes del Cinca Medio. Después se disputará un partido de demostración.

La pista está situada en el paseo de Salvador Reimat, de modo quelos vecinos podrán disfrutar de un espacio deportivo de fácil accesopara todos, incluidos los niños, en el casco urbano, mientras que elcampo de fútbol y las piscinas se encuentran aproximadamente a unkilómetro de distancia.

El Ayuntamiento de San Miguel de Cinca, al que pertenece Pomar, habilitará un sistema de domótica que se controlará a través del teléfono móvil para consultar en cualquier momento la disponibilidad de la pista y los horarios, reservarla, encender las luces y pagar la tasa por su uso.

La construcción de esta pista ha sido posible, ha subrayado la alcaldesa de San Miguel de Cinca, Elisa Sancho, gracias al superávit que logró el Consistorio en 2017, lo que ha permitido destinar un total de 91.000 euros a inversiones en los tres núcleos de población que integran el municipio: Pomar, Santalecina y Estiche de Cinca.

Así, además de la pista de pádel, cuyo coste ha sido de 39.000 euros, en Pomar está previsto asfaltar la zona en la que se encuentra la báscula municipal. En Santalecina, se trabaja en la construcción de una rotonda a la entrada de la localidad, en la confluencia de las carreteras que conectan con Villanueva de Sijena y con Castelflorite. Se trata de un punto con un elevado volumen de tráfico, especialmente de vehículos pesados y agrícolas.

Por otra parte, en Estiche se va a acondicionar un terreno próximo a las escuelas en el que, en una fase posterior de obras, se instalará un parque infantil, en el que también se reservará un espacio para aparatos de gimnasia para mayores.

DEUDA CERO

Todas estas actuaciones se han llevado a cabo una vez que elAyuntamiento ha conseguido sanear sus cuentas y dejar a cero sudeuda, tras terminar de amortizar en 2018 todos los préstamospendientes. El más antiguo, de más de 100.000 euros, databa de2002 y se pidió para adquirir los terrenos en los que se construyó elcentro social, ha recordado Sancho.

"Pero seguimos teniendo 200.000 euros de remanente en el banco,que no podemos gastar ni se nos permite contratar más trabajadores"por la Ley de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad, ha lamentado la alcaldesa.

Consulta aquí más noticias de Huesca.