Condenados en Francia
Cristina Goiricelaya, Ana Miren Alberdi y Carlos Saez de Eguilaz (EFE). EFE

El Tribunal Especial de lo Criminal de París ha condenado este viernes a penas de quince años de cárcel a tres activistas de ETA en el primer juicio por extorsión de fondos y pago de "impuesto revolucionario" que se ha desarrollado en Francia.

Los etarras tienen prohibido volver a Francia tras cumplir la pena de cárcel
Se trata de Ana Miren Alberdi,
Carlos Saez de Eguilaz y Cristina Goiricelaya, que deberán cumplir de forma efectiva al menos dos tercios de sus penas y que tienen prohibido volver a Francia cuando las hayan cumplido.

Los tres etarras, que reaccionaron con serenidad a la lectura de la sentencia mientras algunos familiares o allegados gritaron "Gora Eta", tienen un plazo de diez días para apelar las condenas.

Aparte de extorsión de fondos, Alberdi, Saez de Eguilaz y Goiricelaya han sido declarados culpables de posesión y transporte de armas, uso de vehículo robado y de documentos de identidad falsa.

Los tres etarras fueron detenidos el 10 de enero de 2003 en Dax (al suroeste de Francia). En el coche en el que viajaban había un sobre con 72.000 euros en billetes de quinientos euros. El dinero les había sido entregado ese mismo día por un empresario vasco amenazado repetidamente por la banda terrorista, según declaró la víctima a la Justicia española.