La capital almeriense aumentó su población empadronada en 1.462 personas, pasando de las 195.389 a 1 de enero de 2017 a las 196.851 a la misma fecha de 2018 mientras que la tercera ciudad por número de habitantes de la provincia, El Ejido, ha experimentado un notable descenso en su padrón.

En concreto, El Ejido ha pasado de contar con 88.096 vecinos a tener empadronados tan solo 84.710, lo que rompe una racha ascendente que tuvo bajones en los años 2013 y 2011. La cifra actual supone volver a la situación demográfica que tenía el municipio en 2009.

Según los datos publicados por el Instituto Nacional de Estadística (INE), consultados por Europa Press, Roquetas de Mar ha experimentado un lígero incremento poblacional cuantificado en 1.562 personas, lo que supone que ha pasado de un padrón de 93.363 personas a uno con 94.925 empadronados.

También en la Comarca del Poniente almeriense, destaca que Vícar mantiene casi estable su población con 25.405 vecinos frente a los 25.149 empadronados a 1 de enero de 2017, en la misma línea que Adra, que pasa de 24.697 a 24.859.

El otro gran municipio de la provincia y de mayor extensión de su término municipal, Níjar, también incrementa su padrón en 1.126 personas y supera la barrera de los 30.000 habitantes ya que pasa de 28.996 empadronados a 30.122.

Consulta aquí más noticias de Almería.