Vuk Jeremic
Vuk Jeremic.(Herwig Prammer/REUTERS)
El ministro de Exteriores serbio, Vuk Jeremic, aseguró este miércoles que está "avergonzado como europeo" por el reconocimiento de la independencia de Kosovo por gran parte de los países de la UE, a los que acusó de "violar" los valores de la propia UE.
El Gobierno serbio ha retirado su embajador de Kosovo

"Han creado desolación y lo han llamado paz", denunció Jeremic en una comparecencia ante la comisión de Política Exterior del Parlamento Europeo, en la que abogó por seguir buscando una "solución negociada" al estatus de Kosovo.

El ministro insistió en que Serbia "no se va a callar" ante una declaración de independencia "ilegal" y tomará "todas las medidas diplomáticas y políticas" -nunca violentas, precisó- para defender su postura. Por esta razón, el gobierno serbio ha retirado su embajador del país recién constituido.

Austria y Berlín la reconocen

EL Gobierno alemán desdramatizó este miércoles la decisión de Serbia de retirar a sus embajadores de los países que han reconocido la independencia de Kosovo, como Alemania, y expresó su confianza en que ello no revierta en un "aislamiento político" de Belgrado.

La retirada de embajadores es un proceder diplomático habitual en este tipo de situaciones
"La retirada de embajadores es un proceder diplomático habitual en este tipo de situaciones, no comparable con una congelación de las relaciones", afirmó el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores, Martin Jäger, después de que el gobierno de Berlín reconociera oficialmente la independencia del nuevo Estado.

Por su parte, el gobierno austríaco reconoció la independencia de Kosovo, un paso ya anunciado por el canciller federal, el socialdemócrata Alfred Gusenbauer, al tiempo que Serbia anunció la retirada de su embajador en Viena en señal de protesta.

El Consejo de Ministros aprobó este miércoles reconocer al autoproclamado Estado, aunque el paso formal sólo se dará tras el visto bueno del presidente, Heinz Fischer, un trámite previsto para la semana que viene, según informó la radio pública ORF (alemán) .

"En consonancia con la ley austríaca, el gobierno propondrá al presidente para que yo reciba la facultad de enviar la carta de reconocimiento al gobierno kosovar", aseguró la ministra de Exteriores, Ursula Plassnik, en un comunicado.

Nombramiento de una comisión

Por otro lado, el presidente de Kosovo, Fatmir Sejdiu, designó ayer a los 18 miembros de la Comisión Constitucional que en el plazo de un mes deberán redactar la nueva Constitución del autoproclamado Estado independiente, tras lo cual será sometida a aprobación parlamentaria, según informó este miércoles la agencia oficial de noticias Kosova Press.

Según Sejdiu, la Comisión colaborará de manera informal con representantes de la comunidad serbia a fin de que a lo largo del proceso constitucional se tengan en cuenta las opiniones de este colectivo y para que sus intereses "queden reflejados en esta Constitución".