En un comunicado, la patronal vizcaína ha destacado que se trata de una huelga que "no ha sido secundada por el resto de las organizaciones sindicales". "No es una huelga sectorial y ELA lo sabe. Las anteriores huelgas apenas fueron secundadas por un 2-3% de los trabajadores a los que afecta el convenio y de una forma muy focalizada", ha recordado.

Asimismo, ha apuntado que ELA ha convocado la huelga indefinida, a sabiendas de su "no efecto general", con el "único objetivo de focalizar el conflicto de una forma totalmente interesada y en ningún caso a favor de lograr un convenio sectorial". "ELA lo ha focalizado en algunas empresas del ámbito del convenio que tienen como clientes a compañías de mayor dimensión (Iberdrola, BBK, BBVA, Lantik-Diputación, etc.) que no están dentro del ámbito del conflicto", ha dicho.

Asimismo, ha acusado a ELA de pretender, con esta huelga, presionar a las citadas empresas y conseguir acuerdos en ellas a través del conflicto. "El convenio sectorial no le importa, como demuestran los antecedentes", ha reprochado.

En esta línea, ha recordado que fue ELA quien en diciembre de 2013 no suscribió el preacuerdo para el nuevo convenio del sector en Bizkaia que se había alcanzado entre Cebek y CCOO y UGT, lo que provocó la pérdida de vigencia del convenio provincial. "Por ello, no puede culpar a Cebek, como manifiesta constantemente, de aprovechar 'en toda su extensión las reformas laborales para dar por muerto este Convenio', cuando no es cierto", ha asegurado.

Además, ha resaltado que el convenio que ELA ahora pide recuperar (2009-2012), "no solo dejó de estar vigente por que ELA se negó a firmar el preacuerdo para un nuevo convenio provincial en el sector, sino que además lo impugnó judicialmente en dos ocasiones, criticando duramente a UGT y CCOO y, por supuesto, a Cebek por su firma".

"Ahora, 10 años después de su firma, cuando el texto está obsoleto y nunca quiso dicho convenio (tuvo que ser el Tribunal Superior de Justicia del País Vasco quien lo avalara), exige ir a una huelga indefinida para recuperarlo. No tiene sentido alguno, salvo el de su propia estrategia enfocada al conflicto y a conseguir afiliación en el ámbito empresarial", ha criticado.

Por ello, considera "evidente" que ELA no quiere negociar un nuevo Convenio Colectivo en el Sector de Oficinas y Despachos de Bizkaia, ya que

continúa sin estar dispuesta a adecuar el contenido del nuevo Convenio Colectivo a la diversidad de sectores que engloba, sus distintas necesidades y las distintas realidades surgidas a partir de su decaimiento.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.