Pau Mari Klose
Pau Mari Klose, alto comisionado contra la pobreza infantil. JORGE PARÍS

El alto comisionado del Gobierno contra la pobreza infantil, Pau Marí-Klose, compareció este lunes por primera vez en el Senado. Lo hizo ante la Comisión de Derechos de la Familia, la Infancia y la Adolescencia, donde expuso a grandes rasgos las actuaciones que el organismo está llevando a cabo para luchar contra un fenómeno cuyo abordaje calificó de "imperativo y urgente".

Marí-Klose recordó varios datos preocupantes. Entre ellos, que mientras a los 15 años ha repetido algún curso un 8% de los niños con niveles de ingresos más altos, entre los tramos más bajos ese porcentaje asciende al 53%. Este sociólogo abogó por una educación de calidad e inclusiva para combatir el fracaso escolar.

Prestación por hijo a cargo

El proyecto para los Presupuestos de 2019 acordado entre el Gobierno y Podemos contempla desarrollar un ingreso mínimo vital y una  de sus "patas" tiene que ver con las prestaciones por hijo a cargo. Estas subirán hasta los 473 euros anuales, desde los actuales 291.

"El alto comisionado ha elaborado documentos sobre el impacto presupuestario del ingreso mínimo vital. Se han simulado sus efectos en diferentes escenarios y se han planteado diferentes propuestas para la mejora de las prestaciones por hijo a cargo. Esos trabajos sirvieron de base en las negociaciones presupuestarias con Podemos", señaló Marí-Klose, quien abogó también por luchar contra la precariedad laboral y por dignificar los salarios mínimos.

Bono social

El órgano de reciente creación colabora igualmente con el Ministerio para la Transición Ecológica en la estrategia nacional contra la pobreza energética, evaluando la cobertura del nuevo bono social. Este descuento en la factura eléctrica puede solicitarse hasta el día 31.

En este sentido, el alto comisionado ha analizado "los excesos y los defectos en la cobertura" con la idea de identificar a los objetivos más necesitados.

Tercer Penia

La institución participa en la elaboración del siguiente Plan Estratégico Nacional de Infancia y Adolescencia, cuya presentación se espera para principios de 2019. Este contemplará iniciativas de protección para los más jóvenes y el objetivo de Marí-Klose y su equipo es "imprimir" su "sello comouna prioridad que tiene que estar contemplada y que no lo estaba".

"El Penia era un catálogo de actuaciones sin ambición. Esa ambición pasa por luchar contra todas las situaciones de vulnerabilidad, no solo la pobreza monetaria. Trabajamos por ejemplo con Sanidad en una ley integral contra la violencia en la infancia", agregó.

Contra el "olvido veraniego"

El Gobierno  destinó en verano diez millones de euros a garantizar las necesidades alimentarias de 375.000 niños sin recursos y becó a menores con pobreza severa para que pudieran ir a campamentos, doblando la partida de ejercicios anteriores.

El objetivo es llegar a un programa "más ambicioso" que fomente las actividades de "ocio educativo" y evitar así que las brechas en materia de competencias y actitudes entre chavales con más y menos recursos que se van corrigiendo durante el curso se reabran durante las vacaciones estivales.

Una gran alianza

El problema requiere de la implicación de las diferentes administraciones, pero también de las empresas y del conjunto de la sociedad civil.Por ello, el alto comisionado mantiene encuentros con distintos ministerios, con las comunidades, con la Federación Española de Municipios y Provincias o con compañías de todos los tamaños.

En ese marco, este jueves se celebrará en Madrid la Cumbre del Tercer Sector. Se espera que de ella salgan líneas de actuación conjuntas ante una coyuntura de "mejora de las cifras macro" pero con una recuperación social que "no presenta el mismo ritmo".