Las acciones llevadas a cabo este puente de la Constitución por parte de los Comités de Defensa de la República (CDR) en diversas carreteras catalanas, con cortes de tráfico y con el levantamiento de barreras en peajes durante la operación retorno del pasado domingo, han constituido ensayos de cara al próximo 21 de diciembre, fecha en la que estos grupos independentistas planean una ofensiva en la calle con motivo de la celebración en Barcelona del Consejo de Ministros del Gobierno de Pedro Sánchez.

El objetiv0 de estas acciones callejeras las cuales están preparando es forzar "la proclamación efectiva" de la República Catalana. “Dejemos de criticarlo todo, falta poco para el 21-D y se ha de ir calentando a la gente, antes de las batallas siempre se hacen discursos animadores y guerreros”, arengaba un mensaje en un foro restringido distribuido el pasado domingo por la tarde.

“El 21 de diciembre habrá un Consejo de Ministros en Barcelona ciudad. No nos quedaremos callados. Reclamamos a nuestro Gobierno que queremos ser república y a los ministros españoles que a Barcelona no han de venir a hacer nada”, indica el movimiento CDR a través de su plataforma Crides 2018-2019, uno de sus canales oficiales.

En este mismo comunicado convocan a los ciudadanos el próximo 20 de diciembre a partir de las 18 horas en la plaza de Sant Jaume para participar en una concentración ante la Generalitat y el Ayuntamiento. Piden que se lleven senyeras, esteladas y chalecos amarillos.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.