Las protestas que han protagonizado este miércoles médicos de atención primaria y bomberos de la Generalitat frente al Parlament de Catalunya han generado momentos de tensión entre Mossos d'Esquadra y manifestantes.

Los bomberos se han retirado de delante de la Cámara antes de las 15 horas después de que los agentes dejaran en libertad a un bombero al que habían detenido.

Los Mossos lo habían esposado y llevado dentro del Parlament para identificarle por presuntamente haber agredido a un policía durante la manifestación, han explicado fuentes sindicales. Se han vivido momentos de gran tensión en las puertas del Parlament, donde un grupo de bomberos han intentado saltar el cordón policial que custodiaba el acceso a la cámara catalana.

Tras quedar su detención sin efecto, los bomberos que se manifestaban han finalizado su concentración ante la Cámara catalana, convocada para protestar por sus condiciones laborales. Un grupo de Mossos d'Esquadra que custodiaban las puertas del Parlament había cargado antes contra un grupo de bomberos que se manifestaba y estos han respondido empujando en grupo hacia los policías, haciéndoles retroceder, y es cuándo se han propinado golpes de porra.

Los Mossos han establecido un cordón policial para evitar que un grupo de bomberos entraran en el Parlament, a cuyas puertas se han concentrado centenares de médicos, en el tercer día de su huelga, y bomberos, en una jornada de protesta para pedir mejoras en sus condiciones de trabajo.

Los sindicatos de los Bomberos de la Generalitat habían convocado para hoy una concentración frente al Parlament para denunciar el "deplorable" estado de su parque móvil y centros de trabajo, la falta de agentes y exigir que los presupuestos de la Generalitat reviertan la "precarización" del cuerpo.  Decenas de agentes de los Bomberos se han concentrado en el Parlament, ataviados con la chaqueta de lluvia y casco forestal de sus uniformes.

Enfrentamiento entre médicos y mossos

Por otro lado, poco antes de las 12 horas, algunos de los médicos que también se han concentrado frente al Parlament en el marco de la huelga de atención primaria, han saltado las vallas que acordonan la zona a metros de la cámara catalana, rompiendo el cordón policial y acercándose al acceso a la Cámara, que se ha cerrado de forma preventiva.

Los Mossos d'Esquadra se han visto obligados a retroceder posiciones, y una vez los integrantes de la protesta han llegado bajo los arcos, los agentes han impedido una eventual entrada alejando a manifestantes y periodistas con empujones, con momentos de tensión, que se han acentuado cuando algunos policías han empujado a un grupo de bomberos que llevaban un carrito con vuvuzelas, que ha respondido empujando también y haciéndoles retroceder, tras lo que han propinado golpes de porra.

Hacia las 13.00 horas, Metges de Catalunya ha pedido a los concentrados retroceder hasta detrás de las vallas que aseguran el perímetro para que dos representantes del sindicato pudieran entrar, con lo que la protesta ha retrocedido unos metros y, unos 20 minutos más tarde, el grueso de manifestantes se ha situado en el perímetro, tras lo que se ha ido disolviendo la protesta.

Consulta aquí más noticias de Barcelona.