Ópera real
Delante del Palacio Real de Madrid, varios cantantes interpretaron las arias más famosas del bel canto. DANIEL BASTEIRO

El Teatro Real compartirá el próximo domingo 17 de febrero, a pie de calle y con todos los ciudadanos que lo deseen, la celebración del Día Internacional de la Ópera.

La propuesta, en esta ocasión, es Opera Andante, una creación de la compañía Comediants que indaga en el talento creativo de Wolfgang Amadeus Mozart. El lugar de la cita: los jardines de la Plaza de Oriente de Madrid.

El espectáculo, que se desarrolla a lo largo de cinco escenarios diferentes y en el que participa una treintena de actores, invita a la participación activa del público en un viaje a través de distintos episodios operísticos, sacros y sinfónicos del genio de Salzburgo.

Un recuerdo a la ópera

La propuesta de Comediants supone un itinerario musical en el que se rememoran algunos de los fragmentos más populares de obras como Don Giovanni, La flauta mágica o el Réquiem.

Asimismo, se representan momentos especialmente significativos en la vida del compositor, como la escena que muestra a un Mozart niño con su padre Leopoldo, quien recuerda a los presentes los continuos viajes que tuvieron que acometer, durante la infancia y adolescencia de su hijo, por las principales cortes y palacios de Europa: de Viena a Munich, de allí a París, Londres o Roma.

Tras una referencia artística a los felices años en Viena, la Reina de la Noche de La Flauta Mágica reunirá a todos los asistentes en un único escenario principal. Desde allí, hará las veces de maestra de ceremonias para recapitular lo ya visto y dar paso a la sorpresa final con la que culminará este nuevo salto a la calle del Teatro Real.