Una de las lagunas de Cañada del Hoyo
Una de las lagunas de Cañada del Hoyo EUROPA PRESS

Según precisan desde la Consejería de Agricultura a Europa Press, se trata de un proceso químico eventual que se produce en determinadas condiciones meteorológicas con la presencia de estos microorganismos bacterianos, y el agua recuperará su color habitual en pocos días.

El complejo lagunar de Cañada del Hoyo lo forman siete lagunas ubicadas en la zona centro-oriental de la provincia de Cuenca.

Se trata de dolinas o torcas de origen kárstico y forman un conjunto de gran singularidad e importancia a nivel nacional. Está formado por siete lagunas permanentes y cuatro torcas, y cada una de ellas recibe un nombre diferente.

Laguna de la Cruz o de la Gitana, Laguna del Tejo, el Lagunillo del Tejo, la Laguna de la Parra, la Laguna de la Llana, la Laguna de las Tortugas y la Laguna de las Cadenillas forman este complejo.

La profundidad de las lagunas oscila desde los 4 metros de la laguna de las Tortugas, hasta los 32 metros de la Laguna del Tejo, que posee la anchura máxima con 200 metros.

Consulta aquí más noticias de Cuenca.