«Somos juezas, no hacemos milagros»

Dos magistradas de los juzgados de violencia sobre la mujer que abren hoy afirman que su prioridad es defender a las víctimas.
.
.
Foto
Madrid tiene, desde hoy, tres  juzgados dedicados en exclusiva a los casos de violencia sobre la mujer. Raimunda de Peñafort Lorente Martínez, María Gracia Parera de Cáceres y Sonia Alicia Chirinos Rivera, –quien se incorporará  en septiembre–, serán las tres magistradas al frente de estas nuevas sedes judiciales.

«Somos conscientes de las expectativas que se han creado, pero queremos que se sepa que no se nos puede pedir más de lo que podemos dar. No podemos hacer milagros», decía ayer Raimunda de Peñafort Lorente, la titular del Juzgado de Violencia sobre la Mujer número 1 de Madrid.

Proteger a la parte débil

Tanto Raimunda como su colega, María Gracia, se mostraron satisfechas con la entrada en vigor de la Ley Integral contra la Violencia de Género que ha permitido que se creen estos juzgados en Plaza de Castilla. Para ambas, se trata de «proteger a la parte más débil, que es la mujer». La jueza Parera cree que el hecho de que sean tres las mujeres al frente de estas salas no debe interpretarse como parcialidad hacia los hombres juzgados: «Eso sería la quiebra de la justicia. Nosotros vamos a partir del principio de presunción de inocencia y a basarnos en todas las pruebas». Los juzgados abrirán de 9.00 a 15.00 de lunes a viernes.

BIO

María Gracia Parera nació en Lima en 1968. Ingresó en la carrera judicial en 1996. Hasta ahora ha sido jueza titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción 2 de Guadalajara. Está casada y tiene tres hijos.

BIO

Raimunda de Peñafort Lorente lleva 19 años en la judicatura. Nació en Granada en 1952. Está casada y tiene tres hijos. Hasta ahora era jueza en comisión de servicio en la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento