Una imagen de la Operación Serre desarrollada en Madrid y Valladolid
Una imagen de la Operación Serre desarrollada en Madrid y Valladolid GUARDIA CIVIL

En total, se ha detenido a tres de los integrantes de dicha organización y se ha investigado a una cuarta persona más, todos ellos en la localidad de Madrid.

Según ha explicado la Guardia Civil en un comunicado recogido por Europa Press, la importancia de esta operación es la detención de una organización criminal "perfectamente estructurado y jerarquizado", itinerante y con base en Madrid capital formada por personas con "múltiples antecedentes" que estaban especializadas en el robo de estancos en zonas rurales.

La investigación se inició tras el robo cometido en los estancos delocalidades vallisoletanas de Medina de Rioseco y Villalón, donde sustrajeron tabaco y dinero por valor de 203.255 euros.

Posteriormente y tras "arduas investigaciones" se logró ubicar en las proximidades de uno de los robos una furgoneta posiblemente empleadapara trasladar el tabaco robado. Tras efectuar gestiones con los datosobtenidos y con el apoyo del Grupo de Investigación y Apoyo a Tráfico(GIAT) de la Comandancia de Valladolid, se logró encontrar y centrar esafurgoneta en el barrio de Vallecas y se comprobó que se trataba de un vehículo de alquiler a nombre de una persona con múltiples antecedentes por delitos contra el patrimonio.

Los agentes verificaron la existencia de una red que tenía su base de operaciones en Madrid desde donde se desplazaban por las noches hasta zonas rurales de otras provincias en busca de estancos.

Durante la fase de explotación, se realizó un registro en el domicilio en el que residían los integrantes de la banda, donde se incautó dinero en metálico, herramientas, así como vestimentas utilizadas en los robos, entre ellas unas zapatillas que, tras un estudio realizado por el departamento de trazas del Servicio de Criminalística, coincidieron con las muestras tomadas en uno de los estancos asaltados.

Según ha precisado la Guardia Civil, miembros de la banda se dedicaban a controlar la salida de camiones de la empresa distribuidora de tabaco Logista-España para su distribución a estancos y conocer de estancos donde descargaban la mercancía. Así tenían garantías de que el local que robaban estaba avituallado de género y que el golpe iba a ser "muy provechoso" para ellos.

Posteriormente, realizaban un minucioso estudio del lugar y del estanco para visualizar especialmente la facilidad para acceder al mismo, mediante la modalidad del butrón, desde locales colindantes.

Una vez que habían obtenido la inteligencia necesaria para la realización del robo, regresaban a Madrid, para ya, con el resto de los componentes de la organización, desplazarse durante las noches a los objetivos.

Se desplazaban en vehículos de alquiler tipo furgonetas, para cometer los robos y transportar la mercancía. También disponían de otros turismos en propiedad que eran utilizados en las vigilancias que realizaban y como lanzaderas durante el transporte de la mercancía robada.

El Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Plaza de Castilla, decretó el ingreso en prisión del cabecilla de la organización criminal. La operación ha sido llevada a cabo por la Unidad Orgánica de Policía Judicial, grupo Patrimonio de la Comandancia Valladolid.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.