Este proceso, que debería haber arrancado este mismo miércoles, queda por tanto en suspenso mientras que el partido espera la respuesta de Ferraz, a quien el pasado lunes se le instó a aclarar las dudas surgidas en cuanto a este aumento.

En concreto, en este censo figuran un total 47 afiliados directos -aquellos que se inscriben directamente por Internet- registrados el 10 de julio, lo que supone cerca de un 30 por ciento del total de los más de 220 afiliados con los que cuenta la Agrupación Local.

Según los reglamentos socialistas, en aquellas localidades de más de 20.000 habitantes donde gobierna el PSOE sólo se llevarán a cabo procesos de primarias en el caso de que lo pida la mayoría de la militancia de la agrupación local, como es el caso de la localidad azudense.

Desde el PSOE alcarreño indican que se pidieron el pasado 31 de octubre los censos de las localidades de Azuqueca y Guadalajara -únicas por número de habitantes en las que arrancaba el proceso de primarias este miércoles-, datos que se recibieron el pasado 6 de noviembre.

Ante las dudas surgidas por la presencia de cerca de medio centenar de afiliados directos, se tomó la decisión de reunir al Comité Provincial de Ética, quien dictaminó que había que pedir a la organización nacional del partido los datos que avalaran a estos inscritos y exigir la paralización del proceso de no producirse una aclaración debidamente motivada.

Es el pasado domingo, 11 de noviembre, cuando el Comité Provincial es informado de todos los pormenores, tras lo que se ratifica la decisión de solicitar la suspensión del proceso de primarias. A principios de semana se formalizó la petición de aclaraciones de dudas en torno al censo a Ferraz, aunque desde el PSOE alcarreño aseguran no haber recibido todavía ninguna noticia al respecto.