Nacho Molina y Engracia Rivera
Nacho Molina y Engracia Rivera ADELANTE ANDALUCÍA

Meses después de que saltara el escándalo, desde Adelante Andalucía se reclama a las administraciones que depuren las responsabilidades por su "falta de control previa" y que "no miren a otro lado -en referencia al Ayuntamiento sevillano- dejando sin ningún tipo de apoyo" a los más de 7.000 afectados.

"Esta es una estafa muy importante que en Sevilla tiene una incidencia importante porque ha llegado hasta 7.000 personas que se han quedado sin tratamiento y con los créditos pendientes", señalaba al respecto Nacho Molina, candidato de Adelante Andalucía, que quiso recordar que el conflicto está ya "judicializado".

"Aún así -continuaba Molina- desde Adelante Andalucía queremos llamar la atención sobre la responsabilidad de la Junta de Andalucía. Desde nuestra formación hemos aportado a la Fiscalía hasta dos informes completos de la propia inspección sanitaria de la Junta donde se demuestra que conocían el problema de las dos clínicas de iDental en Sevilla capital. Ambas clínicas, la de Cartuja y la de Nervión, no contaban con las pertinentes autorizaciones de apertura por parte de los inspectores de Sanidad y aún así la Junta hizo oídos sordos".

Por eso, Molina reclama "responsabilidades económicas y financieras a iDental y responsabilidades administrativas a la Junta, que sabiendo que había problemas desde el año 2015 no hizo caso a su propia Inspección" e incurrió en una "negligencia". Por otra parte, Nacho Molina recordaba que también ha trascendido que las dos clínicas de Sevilla capital "no contaban con las correspondientes licencias de actividad municipal cuando iniciaron sus actividades".

En concreto, señala que ni en la Gerencia de Urbanismo ni en el Servicio de Protección Ambiental consta ningún tipo de solicitud de licencia de la clínica del barrio de Nervión. Por otro lado, sobre la clínica de la Cartuja, la empresa 2sí solicitó licencia de obra y licencia de actividad, aunque diversas carencias en el proyecto fueron retrasando la concesión y, cuando cerró en 2018, aún no la había obtenido".

"Ninguna de las dos clínicas cumplían los requisitos exigidos por Medio Ambiente y, sin embargo, las dos estuvieron funcionando, la de Nervión incluso justo al lado de una comisaría de la Policía Local. Los afectados y afectadas están indefensos y nosotros denunciamos la parálisis de la administración para resolver los problemas de salud de los afectados", finalizaba Molina.

De su lado, la también candidata por Sevilla de Adelante Andalucía Engracia Rivera señalaba que la estafa de iDental es "consecuencia del abandono de la sanidad pública por parte de los sucesivos gobiernos del PSOE y del actual gobierno en funciones de Susana Díaz". "Andalucía tiene el gasto por habitante en sanidad más bajo de todo el Estado. En concreto, 1.169 euros, un 20% por debajo de la media nacional", explicaba Rivera, que añadía que esto es "consecuencia del abandono de la sanidad, de la precarización y de las privatizaciones permitidas por el Gobierno de Susana Díaz, así como por el maltrato a los trabajadores y trabajadores de la sanidad pública".

Desde Adelante Andalucía, subrayaba Rivera, "lo primero que haremos cuando gobernemos será dotar a la sanidad pública de un suelo de financiación del 7% del PIB andaluz, mejorar la cartera de servicios para que casos como estos no ocurran y blindar servicios como la atención primaria, así como gestionar de manera transparente la sanidad, eliminando a los 'recortadores' que ha nombrado Susana Díaz en las unidades de gestión clínica que lo que hacen es esconder mediante publicidad institucional la ausencia de medios materiales, la precarización del personal y la ausencia del buen funcionamiento de la sanidad pública andaluza".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.