Detenido
Uno de los senegaleses detenidos por el caso de violación y asesinato de una menor de 16 años en Roma. EFE

El Tribunal de Revisión de Italia que lleva el juicio de la muerte de Desirée Mariottini ha anulado la acusación de homicidio para Chima Alinno y Brian Minthe, dos de los cinco arrestados por la muerte de esta joven italiana de 16 años que fue violada hasta la muerte. Los hechos tuvieron lugar en un edificio abandonado del barrio de San Lorenzo, en Roma, al que acudió en busca de droga el pasado 19 de octubre.

Asimismo, el Tribunal de la Libertad italiano, aceptando las peticiones de los abogados de los jóvenes, ha desclasificado la acusación de violencia sexual en grupo por "abuso sexual agravado por la minoría de edad de la víctima". Ambos hombres permanecerán en prisión.

Este miércoles están previstas las audiencias para Mamadou Gara, el tercer arrestado en el ámbito de las investigaciones por la muerte de Desirée y de un cuarto detenido, de origen italiano, que habría proporcionado la dosis letal de droga que dejara sin vida a la joven.

Mitigar la abstinencia

Cuando Desiree Mariottini, de 16 años, murió había hasta diez personas en el edificio abandonado y ocupado del barrio romano de San Lorenzo donde, según las pesquisas, fue drogada hasta la inconsciencia y violada por un grupo de hombres, según las primeras pesquisas.

Cuatro mujeres y seis hombres estaban en el mismo edificio mientras Desiree moría, según publica el diario italiano Il Corriere della Sera, que recoge las actas policiales con los testimonios de los testigos ante el juez. Según el diario, todas estas diez personas vieron a Desirée inconsciente, la tocaron, la vistieron y la volvieron a desvestir, pero nadie hizo nada para salvarla ni llamó a la Policía o Emergencias.

Según un testimonio de su muerte, Desirée "se presentó como Desy y buscaba cualquier sustancia que pudiera mitigar su abstinencia". Al parecer vivía como adulta y alejada de su familia, quien "no podía hacer nada para salvarla".