Estiércol
El estiércol que ha aparecido en la puerta del juzgado de Figueres. ACN

Los CDR han vertido excrementos y basura a las puertas de los juzgados de Granollers, Manresa (Barcelona), Figueres, Sant Feliu de Guíxols, Santa Coloma de Farners (Girona), Gandesa (Tarragona) y Solsona (Lleida) en una acción para criticar a la justicia con el lema 'Qué mierda de justicia'.

Según han informaado en su cuenta de Twitter, critican la decisión sobre el pago del impuesto de las hipotecas por parte del Tribunal Supremo, que determinó que debían pagarlo los clientes; los desahucios; la penalización de la libertad de expresión; la persecución del independentismo y el machismo, entre otros.

En Twitter, los CDR han colgado numerosas imágenes de los accesos a los juzgados con restos de excrementos y bolsas de basura junto a carteles con el mensaje 'Mierda de justicia', y en un apunte hacen la siguiente pregunta: ¿A qué huele la justicia española? Ante sus puertas encontraréis la respuesta'.

La acción reivindicativa no ha causado alteraciones en la apertura y el funcionamiento de los juzgados, que han limpiado sus accesos y han iniciado su jornada con normalidad y sin retrasos.

Fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Catalunya (TSJC) ha explicado que la acción se ha producido de madrugada y que los responsables de los juzgados han requerido que se limpiara el acceso para iniciar su actividad sin dilaciones.

Cruz amarilla en Figueres

Una pila de estiércol y una cruz amarilla con la palabra Justicia escrita en medio. Esto es el que ha aparecido la mañana de este lunes a las puertas de los juzgados de Figueres.

La alerta la han dado los trabajadores de las instalaciones a primera hora de este lunes, a pesar de que los hechos se habrían producido de madrugada.

En el exterior del recinto hay varias cámaras de seguridad que habrían grabado lo que ha sucedido.

Hasta el lugar de los hechos se han desplazado varios efectivos de los Mossos d'Esquadra y de la Guardia Urbana. La brigada municipal se ha encargado de retirar los restos a pesar de que el acceso principal continúa cerrado por seguridad.

Consulta aquí más noticias de Girona.