'La huella familiar', de Nancy Borowick
'La huella familiar', de Nancy Borowick. Howie y Laurel (padres de la fotógrafa) en la sala de oncología donde reciben el tratamiento de quimioterapia semanal. Llevan casados 34 años. Greenwich, Connecticut, enero de 2013. NANCY BOROWICK

El amor tiene muchas caras. Muchas de ellas alejadas de lo estrictamente romántico y de la relaciones comunes hombre-mujer, mujer-mujer u hombre-hombre. Están los amores más atípicos, como los tríos amorosos; o el amor incondicional a la tierra. También las consecuencias dolorosas del amor (o el no amor) como los embarazos no deseados. O algunas pruebas de amor, que aunque duras, se realizan para evitar males mayores.

Sobre todos estos tipos de amor versa la nueva edición de DOCfield, el festival de fotografía documental de Barcelona, que arranca hoy mismo en la ciudad condal y extenderá sus tentáculos por varias sedes durante un mes (echará el cierre el 9 de diciembre). El amor es pues el punto de partida -propuesto, por cierto, por el público en su pasada convocatoria- para saltarse las normas y "explorar e investigar las relaciones de origen de los vínculos entre las personas y comunidades, el afecto como condición y sus efectos", como explica la Fundación Photographic Social Vision, organizadora del evento.

DOCfield plantea interrogantes a través de la fotografía documental que quieren hacer reflexionar a sus visitantes y sobre esa idea pivotan las siete exposiciones gratuitas que vertebran su sección oficial, ubicadas en cinco sedes repartidas en un eje geográfico que atraviesa Barcelona desde Diagonal-Paseo de Gracia hasta el Born -Palau Robert, Universitat de Barcelona, Fnac Triangle, CC Pati Llimona y Foto Colectania-.

Son, por cierto, mayoría las miradas femeninas dentro de esta sección. De esta manera, la norteamericana Isadora Kosofsky explora en Senior Love Triangle y a través de un triángulo amoroso entre personas mayores temas como la soledad, el miedo a envejecer o el desafío a las normas socioculturales que se presupone debe seguir la gente mayor. Su compatriota, Nancy Borowick realiza en La huella familiar un doloroso retrato de sus padres que recibieron tratamiento para el cáncer al mismo tiempo y murieron con un año de diferencia. El amor y la vida ante la muerte. La fotógrafa británica Olivia Harris planta cara a las represivas leyes anti aborto en Bendito es el fruto: la guerra sagrada a los vientres irlandeses, que aborda la lucha de las mujeres de este país para derogar una de las leyes más restrictivas del mundo el pasado mes de mayo.

La colombiana Juanita Escobar declara el amor a su tierra en Llano, un viaje en compañía de los 'llaneros', gente seminómada que habita y recorre a caballo la cuenca del Orinoco, y la egipcia Heba Khamis (primer premio de temas contemporáneos en World Press Photo) retrata en Belleza prohibida como las matriarcas en Camerún utilizan el planchado de senos como un método para evitar el matrimonio infantil y las violaciones de niñas y jóvenes.



La sección oficial se completa con una exposición colectiva Retrato de familia, donde fotógrafos profesionales reflexionan sobre la idea de familia, y la muestra de maquetas de fotolibros Dummy Award Fundación Banc Sabadell, que apuesta por los nuevos formatos editoriales. La programación suma otras 16 sedes invitadas (entre galerías, centros de arte, escuelas, centros cívicos...) que se unen a la temática protagonista de esta edición y añaden otras tantas exposiciones.

DOCfield incluye también una serie de actividades paralelas: proyecciones audiovisuales, visitas guiadas para escuelas, empresas y ciudadanía a las principales exposiciones de su sección oficial, talleres, charlas y su ya habitual DOCfield PRO, una jornada de reflexión para profesionales del periodismo, la comunicación, la cultura y el tercer sector que este año girará alrededor del concepto de confianza.

Expertos como Mallory Benedict, directora de Women Photograph (plataforma online que da voz a fotoperiodistas mujeres); Francesco D'Orazio, co-fundador de Visual Social Media Lab y experto en redes sociales; Míriam Hatibi, portavoz de la Fundación Ibn Battuta que hablará sobre la desconfianza hacia la diferencia, y Roger Canals, antropólogo visual; darán forma a algunas de las diez ponencias de este programa.

Tres fotógrafas, tres realidades

Senior Love Triangle, de Isadora Kosofsky. A los 14 años fotografiaba a enfermos terminales y a los 16 se convirtió en la periodista más joven en trabajar en una prisión. Con tan solo 25 ya ha tratado temas como la salud mental, el abuso de las drogas o los derechos de los discapacitados. En la serie que podrá verse en DOCfield, narra en imágenes la atípica historia de amor entre tres personas mayores: Jeanie, Will y Adina.

La huella familiar, de Nancy Borowick. 

Colaboradora habitual del New York Times y segundo premio en los World Press Photo 2016, Borowick ha focalizado gran parte de su carrera en fotografiar historias sobre la enfermedad y las relaciones personales. El duro final de sus propios progenitores, enfermos de cáncer al mismo tiempo, ilustra una de las exposiciones más conmovedoras del festival.

Belleza prohibida, de Heba Khamis. Su carrera como fotógrafa despegó cuando cubrió las revoluciones de su Egipto natal para medios de todo el mundo. Su trayectoria se centra en temas marginales como la prostitución gay de refugiados en Alemaniao la transexualidad en Egipto. Belleza prohibida aborda el planchado de senos que se realiza en Camerún a casi una cuarta parte de la población femenina. Con esta práctica que produce un enorme dolor físico se intenta disimular la madurez y evitar las violaciones y matrimonios infantiles.