Cuchillo
Cuchillo. R. A.
La Policía Nacional detuvo a un hombre que amenazó con una navaja al responsable de un local que no le permitía entrar al bar por ir con un perro. La detención de este vecino del barrio gijonés de
La Calzada de 44 años se produjo la pasada madrugada.

Tal como señalan fuentes policiales, los agentes acudieron a un local de este mismo barrio cuyo responsable denunció haber sido amenazado por un cliente al que se le había denegado la entrada por ir acompañado de un perro de la raza stafford, de los considerados potencialmente peligrosos. El encargado le comunicó al dueño que el animal no podía estar dentro del local pero el cliente insistía en que le sirviera una copa y que el perro estaba "donde iba el dueño".

Como el detenido no atendía a razones, el camarero informó a la Policía, lo cual enfureció al cliente que se abalanzó sobre él con la intención de agredirle. Al no conseguirlo, el hombre, que se estaba muy alterado, sacó una navaja contra el denunciante con la que intentó pincharle.

Al no conseguir su objetivo abandonó el local antes de que llegara la Policía que lo localizó a apenas 100 metros. Durante su detención le intervinieron una navaja de ocho centímetros de hoja que fue localizada en el establecimiento. El arrestado contaba con dos detenciones por hurto.