El programa de alojamiento en viviendas particulares durante la Expo (bed & breakfast) está superando todas las expectativas. En sólo tres días, más de 200 propietarios han ofrecido ya sus pisos o habitaciones para alquilarlas este verano y se han recibido un centenar de reservas de turistas tanto españoles como extranjeros.

"Las llamadas son constantes, la gente está muy animada", asegura Ignacio López, responsable de la empresa Alojamientos Zaragoza. Hasta ahora, han recibido más de 500 consultas de gente que también está interesada en acoger huéspedes durante el verano.

La mayoría de los pisos ofertados se concentran en el entorno de la Expo, en los barrios Actur, Almozara y Delicias, aunque ya hay viviendas disponibles en prácticamente todas las zonas de la ciudad. Los inquilinos, sin embargo, no podrán elegir un alojamiento concreto ya que la asignación la hará directamente la empresa gestora. "El objetivo es evitar que haya viviendas ocupadas durante todo el verano y que otras se puedan quedar vacías", indica López.

El objetivo es llegar a las 3.000 camas

Las reservas, por su parte, proceden de países como Portugal y Francia y de otras comunidades, como Galicia o Cataluña. En las próximas semanas, los interesados recibirán por correo electrónico la confirmación de su reserva y la ubicación del alojamiento que les han asignado.

Garantizar la calidad

Para participar en el programa de bed & breakfast, las viviendas tienen que pasar una inspección que garantice que el alojamiento es de calidad. Entre otras cosas, para las habitaciones en pisos en los que vive el propietario, se exige que todas las puertas tengan cerradura propia y que haya al menos dos baños. "La Expo es muy rigurosa, pero todas las viviendas que hemos inspeccionado hasta ahoar cumplen los requisitos", concluye Ignacio López.

CONSULTA AQUÍ MÁS NOTICIAS DE ZARAGOZA.