El dispositivo de limpieza
El dispositivo de limpieza CARM

Así, estas brigadas retiraron 60 metros cúbicos de restos de vegetación marina en Los Urrutias durante los dos primeros días de la pasada semana, y otros 60 metros cúbicos en las playas y espigones de Los Nietos los dos días siguientes. Esta semana, el dispositivo ha proseguido su labor en esta última localidad, donde se han eliminado otros 45 metros cúbicos acumulados en las playas.

El director general de Medio Ambiente y Mar Menor, Antonio Luengo, explicó que estas tareas de limpieza y mantenimiento "contribuyen en gran medida a la recuperación total del Mar Menor, ya que la retirada de estas algas muertas evita que esta materia orgánica llegue a la laguna y, por tanto, ayuda a mejorar la calidad de sus aguas", señaló Antonio Luengo.

En este sentido, las últimas mediciones realizadas por las 14 estaciones permanentes que monitorizan el estado del Mar Menor muestran que la transparencia media se sitúa en los 4,81 metros de media, frente a los 0,98 metros del año pasado en esta misma semana. La visibilidad, mientras tanto, alcanza un 90,6 por ciento, lo que significa que solo resta por mejorar un 9,4 por ciento.

Además de cumplir con esta función de mantener y preservar la riqueza y valores naturales de estos espacios naturales, este dispositivo es clave también para mejorar la calidad de las zonas de baño y mantenerlas en un estado óptimo para hacer compatible esta conservación con su uso y disfrute de una manera responsable y sostenible.

"Hace ya más de tres años decidimos poner en marcha este dispositivo como una medida de apoyo a los ayuntamientos, que son quienes tienen las competencias en esta materia, sobre todo en las épocas de mayor afluencia de visitantes. Este año, sin embargo, el operativo se ha mantenido activo durante todo el año, lo que está permitiendo incrementar su eficacia", explicó el director general.

Esta decisión de mantener la limpieza y retirada de algas durante todo el año, unida a la incorporación el pasado mes de mayo de nueva maquinaria más ágil y eficaz, ha supuesto que los residuos recogidos solo en el primer semestre de 2018 supusieran casi el doble del total recogido el año anterior.

Así, entre enero y junio de este año se retiraron 2.300 metros cúbicos de algas de las playas del Mar Menor frente a los 1.320 que se recogieron durante el año anterior. A día de hoy, la cantidad de algas muertas retiradas por las brigadas de limpieza se aproxima a los 4.000 metros cúbicos.

El trabajo de estas brigadas de limpieza, que se desarrolla siempre bajo la supervisión de un biólogo que realiza un seguimiento ambiental, se centra en la retirada de basuras, inertes y material biológico en la línea de costa y en espacios naturales, así como la limpieza de la lámina de agua en zonas sensibles y la gestión de todos los residuos que se recogen.

Consulta aquí más noticias de Murcia.