Una de las visitas de la iniciativa
Una de las visitas de la iniciativa EUROPA PRESS

En esta iniciativa han colaborado los ayuntamientos de Agüero, Almudévar, Ayerbe, Casbas de Huesca, Ibieca, La Sotonera, Loarre, Loporzano, Murillo de Gállego, Nueno, Quicena y Siétamo.

Un total de dieciocho hitos del patrimonio cultural de La Hoya y de centros expositivos en los municipios han preparado una variada propuesta de productos para el turismo cultural entre los meses de junio y octubre, que han diversificado y complementado los recursos que se ofrecen durante todo el año en la ciudad de Huesca, el castillo de Loarre o la Colegiata de Bolea.

Un total de 8.729 personas han sido usuarias de este servicio, suponiendo un incremento próximo al 20 por ciento (17,36%) con respecto a los datos de 2017, del 30 por ciento (28,89%) en referencia al 2016 o cercano al 50 por ciento (48%) con relación a las visitas de 2015.

La organización ha mostrado su satisfacción por la acogida y por la evolución experimentada en un programa de turismo cultural en el ámbito rural que ha sido galardonado por los Premios EDEN de Destinos Europeos de Excelencia y puesto como ejemplo de iniciativa para intervenir en zonas afectadas por problemas de despoblación.

En el mes de junio, con apertura sólo los fines de semana, se atendieron 1.275 visitas, en julio 2.087, en agosto 3.065, en septiembre 2.165 y en octubre, con apertura exclusiva en Nocito y Aniés, 137 visitas. El origen del turista cultural que llega a La Hoya de Huesca es mayoritariamente de Aragón (especialmente Zaragoza) ya que representan un 49% del total, seguido del turista francés (14%), catalán (9%) y madrileño (7%).

Los monumentos que han recibido una mayor atención e interés, en cuanto al número de visitantes atendidos, han sido la iglesia de Santiago de Agüero, el molino del Viñedo, el santuario de San Úrbez de Nocito, la iglesia de San Miguel de Foces en Ibieca o la ermita de la Virgen de Casbas de Ayerbe.

Consulta aquí más noticias de Huesca.